Buscar
00:51h. domingo, 12 de julio de 2020

Manifiesto por una sanidad pública, universal y de calidad

 

frase manifiesto sanidad

Manifiesto por una sanidad pública, universal y de calidad

La situación de la Sanidad Pública en Canarias es muy preocupante y abarca problemas vinculados a la asistencia, a la falta de contrataciones y a la deficiencia en infraestructuras y servicios. 

Estamos a la cabeza de las listas de espera y los colapsos en urgencias, así como de los indicadores relacionados con la salud de las personas: alta mortalidad por infartos, esperanza de vida inferior a la media estatal, alarmante número de personas diabéticas, enfermas renales, hipertensas, obesas…

Si algo ha puesto en evidencia la pandemia es la debilidad de nuestros servicios de Salud Pública, desde siempre poco desarrollados, pero ahora especialmente penalizados por los recortes. Faltan recursos para la sanidad pública, mientras ingentes cantidades de dinero de los presupuestos estatales y autonómicos se desvían a las empresas privadas, vía conciertos, externalización de servicios o subcontrataciones.

Los problemas de salud son también problemas sociales. Sus causas no son ajenas a la pobreza, la exclusión social y la precariedad laboral. La lucha por cambiar esta situación está vinculada a la lucha por una sanidad pública, universal y de calidad, así como por unos servicios públicos en condiciones. Esto se ha puesto trágicamente de manifiesto en las Residencias para Personas Mayores, la mayoría privadas, donde han muerto en todo el Estado casi 20.000 personas, diecinueve de ellas en Canarias.

Para frenar el saqueo de los presupuestos públicos en beneficio del sector privado y la corrupción sanitaria hay que eliminar toda forma de privatización, lo que debe quedar establecido mediante la derogación estatal de la Ley 15/97. Además, será necesario anular el artículo 90 de la actual Ley de Sanidad estatal.

Cualquier plan de recuperación deberá tener como uno de sus ejes centrales, el reforzamiento y potenciación de los sistemas de Salud Pública, hasta la fecha relegados a un segundo plano por los gobiernos e instituciones públicas de Canarias y del Estado. Habrá que reducir los exorbitantes e injustificados gastos militares y otros gastos superfluos, como los de la Corona y la Iglesia, revirtiendo esas partidas en beneficio de la sanidad pública y de otros servicios sociales.

— Concretamente, en la Comunidad Autónoma Canaria, los recursos públicos dedicados a sanidad no deben ser inferiores al 7 % del PIB.

— Los centros hospitalarios y de Atención Primaria deben tener suficiente dotación de plantillas, con una jornada de trabajo semanal de 35 horas como máximo, ampliando la contratación necesaria en todas las categorías profesionales.

— Hay que habilitar recursos púbicos suficientes para resolver el problema de las listas de espera, que no pasa por la derivación indiscriminada de pacientes a la sanidad privada, sino por aumentar los puestos de trabajo que asuman esa carga.

— Hay que optimizar recursos, no cerrar camas en verano y poner en funcionamiento las plantas que no estén en servicio pleno.

— Hay que potenciar la Atención Primaria como primera base de un Plan Canario de Salud, que ponga por delante políticas de prevención y bajadas de ratios de atención directa, mejorando las urgencias en este nivel de atención.

— Hay que completar la dotación de los centros hospitalarios comarcales, hasta convertirlos en Hospitales completos.

— Debemos cuidar a quienes nos cuidan, los aplausos no bastan.

 — Socialización de los cuidados. Residencias de Mayores, centros de atención sociosanitaria y centros de día 100% públicos. 

— Toda la Sanidad debe ser 100% pública, eliminando conciertos.

Por todo eso estamos concentrados hoy aquí. No es más que el comienzo. Llamamos a participar en esta lucha, que es de todas y todos, al movimiento feminista, movimientos  sociales, sindicatos y partidos políticos, hasta formar la gran marea sanitaria que haga realidad en Canarias una sanidad pública, universal y de calidad.

 

Santa Cruz de Tenerife a 20 de junio de 2020.


 

Nota: manifiesto leído en la concentración asamblea  de este jueves 25 de junio en Santa Cruz de Tenerife. 

 

  

 

 

mancheta 23