Buscar
viernes, 12 de agosto de 2022 12:39h.

Sí Podemos Canarias cree que se está usando “la excusa del volcán” para “desarrollar viejos proyectos de urbanización dirigidos al turismo de masas”

 

F DÉNIZ

Sí Podemos Canarias cree que se está usando “la excusa del volcán” para “desarrollar viejos proyectos de urbanización dirigidos al turismo de masas”

 

  • Francisco Déniz considera que “se está abusando del trámite excepcional de emergencia para la licitación de obras, sin consulta previa ni periodo de alegaciones de los vecinos”.

 

  • “Lo trascendente es saber si se está hurtando a la sociedad palmera su derecho a decidir su futuro, a participar en los procesos de planificación, a abordar la ordenación del territorio con todas las garantías democráticas y trámites esenciales que prevé la Ley”.

 

El Grupo Parlamentario Sí Podemos Canarias tiene serias dudas sobre el hecho de que las obras que se están acometiendo en La Palma para reconstruir las zonas afectadas por la erupción volcánica “responden a la utilización del volcán como excusa para desarrollar viejos proyectos de urbanización del litoral palmero en una apuesta decidida por convertir a la isla de La Palma en otra base del turismo de masas, ya fracasado en otras islas y en medio mundo”.

Así lo pondrá de manifiesto del diputado regional de Sí Podemos Canarias Francisco Déniz durante la Comisión de estudio para la reconstrucción de La Palma que se celebrará mañana jueves en el Parlamento y en la que se tiene previsto que intervengan diversas autoridades de la isla.

“Numerosas voces y familias afectadas por el volcán han manifestado sus dudas respecto a si las obras para la reconstrucción de la isla, acogidas al régimen de excepcionalidad que permite que se ejecuten sin consulta y sin periodo de alegaciones previas, pues no está muy claro que lo sean para restablecer algunas comunicaciones norte-sur necesarias a todas luces, o, si por el contrario, algunas de ellas solo se explican por la más que manifiesta intención de desarrollar infraestructuras que sirvan de base para la implantación en la isla del turismo de masas”, asegura Déniz.

Para Sí Podemos Canarias, en el segundo caso estaría claro que se busca “facilitar infraestructuras que luego posibiliten la instauración de una industria hotelera de masas considerable”.

En opinión de Déniz, en La Palma “se está abusando del trámite excepcional de emergencia para la licitación de obras, sin consulta previa ni periodo de alegaciones de los vecinos”, como demuestra el hecho de que para un único objetivo, comunicar el norte y el sur de las coladas, hay cuatro obras en marcha en régimen de emergencia: el puerto de La Bombilla, la carretera de la costa, el enlace La Laguna. Las norias y la pista Fran Santana.

De todas ellas, para Déniz solo una podría optar al régimen de emergencia, y ésta sería la del enlace La Laguna-Las Norias, por lo que “el resto de obras planeadas deben licitarse por la vía ordinaria”.

“Hay demasiadas inversiones y obras en toda Canarias que según se terminan, quedan obsoletas e infrautilizadas, lo cual supone un despilfarro y una quema de recursos naturales increíbles”, afirma el diputado.

Sí Podemos Canarias, manifiesta sus dudas respecto a que la llamada carretera de la costa, “con un trazado extraño a ojos de las personas con fincas afectadas por el trazado de la misma”, no suponga “un cambio trascendental en la planificación insular por la vía de los hechos consumados”, orientado a “desmantelar un modelo productivo basado en el cultivo del plátano para instaurar el modelo del turismo de masas de los sures de Gran Canaria y Tenerife, y zonas de Lanzarote y Fuerteventura”.

La cuestión, según Déniz, y más allá del debate de dicha conveniencia, es que “si eso es lo que traman las élites políticas y económicas de la isla debe consultarse a la población palmera, no puede realizarse con el oscurantismo que provee la emergencia”.

“Lo trascendente es si se está hurtando a la sociedad palmera su derecho a decidir su futuro, a participar en los procesos de planificación, a abordar la ordenación del territorio con todas las garantías democráticas y trámites esenciales que prevé la ley, pues según los afectados, lo trascendente no puede ser abordado en términos de obra de emergencia”, insiste.

Sí Podemos Canarias recuerda que muchos afectados “viven con incertidumbre el trazado actual de la carretera de la costa, en primer lugar porque supone eliminar fincas productivas, en segundo lugar porque no saben por qué no pueden presentar alegaciones o resolver sus dudas al respecto”.

“No puede ser que a la incertidumbre del volcán le siga la incertidumbre de una reconstrucción que, en muchos de sus tramos no se explican”, considera Déniz; que añade que “nos preguntamos, al igual que otra mucha gente, si esa carretera va en esa línea, si tiene que ver con posibilitar el tránsito norte sur y a las fincas agrícolas, así como a seguir atrayendo a la palma a un turismo claramente diferenciado y respetuoso con el territorio.

“La reconstrucción debe mantener las señas y características de la isla en su condición verde, y no solo es una cuestión estética, sino del mantenimiento de actividades ligadas al mundo rural y al monte, pues esa es su seña, su singularidad, que tantas rentas ha dado a lo largo de la historia. Y  deseamos que la siga dando”, concluye.

paco déniz

 

 

 

MANCHETA FEBRERO22