Buscar
05:42h. Martes, 20 de Febrero de 2018

Sí se puede celebra el logro de su militante Paco Déniz en el Parlamento de Canarias para instaurar el impuesto a las bebidas azucaradas

 

PACO DÉNIZ

SÍ SE PUEDE

La iniciativa de Déniz, que es diputado de Podemos en la cámara autonómica, va dirigida a luchar contra la obesidad y la diabetes

 

Sí se puede celebra el logro de su militante Paco Déniz en el Parlamento de Canarias para instaurar el impuesto a las bebidas azucaradas

La iniciativa de Déniz, que es diputado de Podemos en la cámara autonómica, va dirigida a luchar contra la obesidad y la diabetes

El diputado destaca el objetivo social de esta medida, que pretende combatir la subalimentación y la comida basura, alentada por la desigualdad social

Sí se puede celebra el logro de su militante Paco Déniz en el Parlamento de Canarias para instaurar el impuesto a las bebidas azucaradas. La iniciativa de Déniz, que es diputado de Podemos en la cámara autonómica, va dirigida a luchar contra la obesidad y la diabetes al recaer sobre las bebidas azucaradas y tiene un “objetivo social, dado que con las medidas que se aplicarán pretendemos sumar acciones dirigidas a combatir la subalimentación y la comida basura, alentadas por la desigualdad social y que se ceban en la gente más humilde de nuestro pueblo”, asegura.

La propuesta promovida por Déniz consiguió el apoyo unánime del Parlamento de Canarias, que instó al gobierno de Fernando Clavijo a establecer durante la legislatura vigente impuestos a las bebidas refrescantes hipercalóricas y, en general, a todas aquellas compuestas por azúcares añadidos y a los alimentos que tengan altos contenidos de grasas saturadas.

La medida se completa con el destino que se dará al total de los fondos recaudados con este gravamen, que irán dirigidos a financiar campañas de sensibilización favorables a una dieta saludable, programas de sanidad infantil y a la investigación sobre la relación entre salud, alimentación y desigualdad social. En este sentido, el militante de Sí se puede subraya que “la comida basura tiene una alta capacidad demostrada para dañar la salud, afecta a los sectores más humildes de la población, porque es más barata”.

Según el acuerdo alcanzado en el Parlamento de Canarias a instancias de Déniz, el Gobierno de Canarias tendrá que impulsar también campañas para fomentar el consumo de productos locales y para la aplicación de medidas de prevención sanitaria, dirigidas especialmente a la población de riesgo.

Finalmente, la resolución contempla la regulación de la venta de alimentos y bebidas ricos en grasas saturadas y azúcares en los centros de Educación Secundaria por parte del Gobierno canario y se da un plazo de dos años para que el ejecutivo autonómico incremente cinco horas semanales el tiempo dedicado a la actividad física extraescolar en los centros educativos, que deberán sumarse a las tres horas dedicadas a la educación física en la actualidad.

Este impuesto es “solidario, porque la diabetes y la obesidad infantil afecta a las clases populares; es imprescindible poner obstáculos a los productos perjudiciales para la salud, que son los que se tiende a consumir por razones económicas”, dice Déniz, al tiempo que destaca que la iniciativa aprobada por el Parlamento de Canarias cuenta con “una estrategia integral para ponerle freno a este veneno que es el azúcar y a consumir productos tan elaborados que no sabemos qué estamos comiendo”.

Queda pendiente, entre los objetivos de Déniz, que el Gobierno de Canarias aplique una reducción progresiva de las ayudas del Régimen Específico de Abastecimientos (REA) para la importación de azúcares y grasas destinadas a la elaboración de bebidas refrescantes hipercalóricas, repostería industrial y alimentos con alto contenido en grasas saturadas. Esta medida estaba incluida en la propuesta del diputado, pero no contó con el apoyo de la cámara, sin embargo “no salió por las objeciones de Nueva Canarias, lo que propició que se sumaran al voto negativo CC y PP”, explica. El militante de Sí se puede mantiene esta actuación como uno de sus objetivos para su trabajo en el Parlamento durante esta legislatura.

SÍ SE PUEDE

podemos canarias