Buscar
03:43h. Lunes, 16 de diciembre de 2019

Sí se puede propone una campaña de ciudades por la paz en Siria junto a las acciones de apoyo a los refugiados

La formación ecosocialista denuncia la ceguera de Europa, que permite la agresión militar externa y se conmueve ante sus efectos

Sí se puede propone una campaña de ciudades por la paz en Siria junto a las acciones de apoyo a los refugiados

La formación ecosocialista denuncia la ceguera de Europa, que permite la agresión militar externa y se conmueve ante sus efectos

Sí se puede propone que las ciudades que actúen como refugio de ciudadanos sirios expulsados de su país por la guerra constituyan una Liga de Ciudades por la Paz en la que se promueva la resolución definitiva del conflicto que pretende destruir la República Árabe Siria. Igualmente, la organización ecosocialista advierte de que la crisis humanitaria que genera la oleada de refugiados sirios no puede convertirse en una coartada para un incremento de la intervención militar contra la nación árabe, más bien, al contario, debe usarse como un estímulo para la búsqueda de la paz.

Sí se puede denuncia la ceguera europea, que lleva a permitir la agresión a Siria al mismo tiempo que se conmueve ante sus efectos y recuerda que la OTAN actúa como fuerza de ocupación en el país con la intención de reorganizar el mapa de Oriente Próximo y de las naciones árabes según los intereses geoestratégicos de Estados Unidos.

El asilo es un derecho humano y toda sociedad democrática debe cumplir con el deber de dar refugio a las personas perseguidas; está respaldado por convenios internacionales firmados por el estado español y por la legislación europea. Dar refugio en esta situación responde, además, a la inquietud de miles de ciudadanos solidarios que se sienten interpelados por una crisis que reclama su compromiso.

Sin embargo, a juicio de Sí se puede, no se puede olvidar que cualquier acción destinada a dar refugio es una respuesta inmediata ante una urgencia humanitaria, tan necesaria como insuficiente, si no va acompañada de un cambio de políticas.

En este sentido, la iniciativa de la Liga de Ciudades por la Paz se propone como un factor de impulso de un proceso de paz duradera, que respete la Carta de Naciones Unidas y que no sea el disfraz de una capitulación en la que el objetivo de la guerra se alcance por la vía diplomática, como se ha planteado para el caso de Siria hasta este momento.

La paz en Siria significa la salida de los agresores internacionales y el respeto a la soberanía del pueblo sirio y a sus instituciones. Esta organización de ciudades refugio por la paz debe exigir al gobierno español y a la Unión Europea medidas contundentes en el impulso de un proceso de estas características.

Respecto a la crisis humanitaria generada por el ataque occidental a Siria, Sí se puede apoyará las iniciativas que se promueven en Canarias en relación a la creación de mecanismos de refugio para los ciudadanos sirios afectados por la guerra, aunque señala también que Canarias, por su especial condición de territorio europeo en África, es partícipe y testigo de los dramas que asolan el continente vecino y que, como consecuencia también de guerras o de las terribles condiciones económicas neocoloniales, expulsan diariamente población que busca refugio en Europa.

La mejor manera de detener el drama de los grandes desplazamientos migratorios generados por la guerra y la desigualdad es la construcción de un orden mundial de los pueblos, multipolar y democrático, respetuoso de la diversidad, no belicista y que sitúe en primer término el bienestar de los seres humanos frente a los intereses geoestratégicos de las potencias y de las grandes corporaciones.

En la construcción de esa sociedad multipolar a nivel mundial, el papel que le corresponde a Canarias es el de ser una plataforma de paz, un espacio de tregua activa y un motor que impulse la creación de esa nueva organización mundial que cada día es más reclamada, como ya ha manifestado de forma reiterada el pueblo canario en diversas ocasiones.