Buscar
01:12h. Sábado, 07 de diciembre de 2019

"Poemas de una vida" obra póstuma de Manuela Parrondo Alonso. Presentación, Madrid, 16 noviembre

 

 

La obra póstuma «Poemas de una vida» recoge los manuscritos que dejó Manuela Parrondo Alonso como legado a su familia

 
El volumen se presentará el viernes 15 de noviembre en Madrid 
 
La obra póstuma Poemas de una vida recoge los manuscritos que dejó Manuela Parrondo Alonso como legado a su familia. El libro, que ha visto la luz en Escritura entre las nubes, se presentará el viernes 15 de noviembre, a las 20:30 horas, en la Casa de la Comunidad Valenciana de Madrid (calle Pintor Rosales, 58).

En esta obra se presentan los poemas que concibió Manuela Parrondo Alonso (Madrid, 13 de abril de 1913 – Santa Cruz de Tenerife, 25 de marzo de 2012) a lo largo de toda su larga vida y que dejó escritos a mano en un cuaderno como legado a su gran familia. No sería justo que unos textos tan frescos, delicados y bellos quedaran solo para el disfrute de unas pocas personas. Por este motivo, Escritura entre las nubes publica esta compilación con el título de Poemas de una vida con el fin de que todo el que lo desee pueda adentrarse en sus páginas, así como para que su poesía siga viva entre nosotros.

El volumen incluye un prefacio y un epílogo de su hija mayor, María Soledad Jiménez Parrondo, un prólogo de su hija menor, Manuela Jiménez Parrondo, y textos de felicitación y despedida de sus nietas Marta Morales Jiménez, Elena Morales Jiménez, Eva Jiménez Jiménez y Olga Jiménez Jiménez.

Manuela Parrondo Alonso (Madrid, 13 de abril de 1913 – Santa Cruz de Tenerife, 25 de marzo de 2012) vivió en Madrid, donde se casó con Electo Jiménez Sánchez, con quien tuvo cuatro hijos. Fue abuela de diez nietos y bisabuela de catorce bisnietos (ahora tendría quince). En su casi un siglo de vida, sufrió la época de la Guerra Civil española, la del hambre de la postguerra, la dictadura… y también estuvo presente durante la transición y la democracia. A pesar de pasar tiempos muy duros, siempre tuvo una sonrisa en sus labios y palabras de amor y comprensión con todo el que se acercaba a ella. Sus últimos diez años los pasó en Tenerife, aunque desde 1970 siempre que pudo pasaba temporadas en esta isla donde vive una de sus hijas, cuatro de sus nietas y siete de sus bisnietos.

Mujer abierta a la cultura, desde siempre le gustaba escribir poesías y recitarlas de memoria. En Poemas de una vida (Escritura entre las nubes, 2019) se presentan todos los poemas que concibió esta autora a lo largo de su larga vida y que dejó escritos a mano en un cuaderno como legado a su familia.


 

 

 

 

MANCHETA 10