Buscar
18:55h. viernes, 16 de abril de 2021

Carta abierta a Fridays For Future. Es el momento de actuar, pero ¿cómo? - por Marga Mediavilla

 

frase mediavilla

Carta abierta a Fridays For Future. Es el momento de actuar, pero ¿cómo? - por Marga Mediavilla *

Queridas y queridos activistas de Fridays For Future:

Os escribo como miembro de un grupo de investigación de una universidad española que lleva más de diez años trabajando temas de sostenibilidad, energía y cambio climático. Lo hago porque creo que, como bien decís, es el momento de actuar frente a la emergencia climática, pero también creo que es necesario empezar a definir cuanto antes cómo hacerlo.

Y, en ese sentido, hay una cosa que me preocupa. Se está haciendo habitual en vuestros discursos sobre el cambio climático exigir objetivos de descarbonización muy ambiciosos que proponen, por ejemplo, la sustitución de todos los combustibles fósiles para 2050 o 2100. Según mis conocimientos y según los estudios que estamos realizando en nuestro grupo, estos objetivos tan ambiciosos requieren medidas muy drásticas que van mucho más allá de las propuestas habituales como la inversión en energías renovables, los vehículos eléctricos o el ahorro y la eficiencia energética.

Por ello, creo que tenemos que ser muy realistas respecto a los objetivos de descarbonización y las medidas que exigimos para conseguirlos. Si no lo hacemos, nuestros dirigentes pueden conformarse con acallar las protestas con medidas cosméticas exclusivamente tecnológicas que no resuelven nada. Con ello lo único que se conseguiría sería frustrar las esperanzas de muchos jóvenes de buena voluntad.

El grupo de investigación al que pertenezco, aunque colabora con el IPCC, es diferente de otros equipos científicos que estudian el cambio climático porque intentamos abordar los problemas de forma mucho más sistémica de lo habitual. No sólo estudiamos, por ejemplo, las emisiones de gases de efecto invernadero, sino también el modelo energético y el sistema económico que las genera. También estudiamos las consecuencias de la transición a energías renovables sobre la economía y la biosfera porque nos parece vital ver todas las realimentaciones y no olvidar que todo está conectado.

Hace cuatro años comenzamos a trabajar en un proyecto europeo que tuvo como objetivo construir un modelo que sirviera de apoyo a las políticas de la UE en materia energética. El proyecto ha tenido como resultado el modelo MEDEAS, con el que se pueden ver las interacciones que surgen cuando se intenta hacer la transición a energías renovables. Con él podemos probar, por ejemplo, qué haría falta para conseguir que las emisiones del transporte mundial fueran las que el IPCC estima que necesitamos para tener un 66% de posibilidades de mantener la temperatura por debajo de 2ºC, esto se traduce en que en 2050 las emisiones sean un 30% de las actuales.

En la figura 1 se puede ver el resultado que obtenemos con nuestro modelo cuando le proponemos conseguir estos objetivos con diferentes medidas que agrupamos en lo que llamamos escenarios. El escenario “Current Trends” se basa en dejar que las cosas sigan como hasta ahora, el “EV-high” supone una apuesta radical por el vehículo eléctrico que haría que prácticamente todos los coches particulares fueran eléctricos en 2050, pero que no conseguiría electrificar los barcos ni aviones y sólo parcialmente los camiones por dificultades técnicas evidentes. El escenario “E-bike” se basa en una radical sustitución de los coches particulares por bicicletas y motocicletas eléctricas muy ligeras, de forma que la evolución de los vehículos particulares sería la que se ve en la figura 2, un cambio realmente enorme en la forma de movernos.

Emisiones de gases de efecto invernadero mundiales de los sectores económicos relacionados con el transporte y del transporte particular en los diferentes escenarios

Emisiones de gases de efecto invernadero mundiales de los sectores económicos relacionados con el transporte y del transporte particular en los diferentes escenarios.

A pesar de lo radicales que son todas estas apuestas, en la figura 1 se puede ver que sólo consiguen hacer que las emisiones del sector transporte dejen de crecer, pero están muy lejos de conseguir los objetivos de descarbonización propuestos. También se puede observar que incluso en el escenario en el que no hacemos nada, el “Current Trends”, las emisiones dejan de crecer, pero eso se debe a que nuestro modelo tiene en cuenta los límites de los combustibles fósiles (como el pico del petróleo), de forma que la economía se estanca y eso hace que las emisiones se moderen, aunque no lo suficiente para conseguir los objetivos de descarbonización.

Figura 2: porcentaje de vehículos particulares en 2050 en los diferentes escenarios.

Figura 2: porcentaje de vehículos particulares en 2050 en los diferentes escenarios.

En la figura 1 se puede ver también que los objetivos de descarbonización sólo se consiguen en el escenario que hemos llamado “Degrowth”. ¿En qué consiste este escenario? Consiste en una apuesta radical por la movilidad ligera como la del escenario “E-bike”, sumada a una disminución de la demanda de transporte aéreo de un 85% y marítimo de un 60% (un mundo donde se viaje menos en avión y mucho más local) y, donde, además, los gobiernos del mundo se coordinan para cambiar el actual modelo económico basado en la competencia y el crecimiento por otro sistemas capaz de cubrir las necesidades humanas a la vez que la actividad económica decrece.

Desde luego estos resultados dejan claro que la descarbonización que necesitamos para no superar los 2ºC de temperatura no se puede conseguir simplemente cambiando nuestro coche de gasolina por un coche eléctrico. Además, otro de los resultados que nos ofrece nuestro modelo es que utilizar coches eléctricos a gran escala, como en el escenario “EV-high”, agota las reservas de algunos minerales como el litio y el manganeso.

Si utilizamos MEDEAS para estudiar la transición a energías renovables en la electricidad los resultados nos ofrecen un panorama igualmente lleno de límites. Por ejemplo, conseguir una energía eléctrica 100% renovable en 2060 requiere invertir mucha energía en la creación de toda la infraestructura de molinos, paneles solares o líneas eléctricas necesarias. Esto puede llegar a hacer que, en algunos años la humanidad dedique un tercio de la energía consumida en el mundo a construir infraestructuras de energía eléctrica renovable. Desde luego eso sería un reto formidable que, probablemente, nos haría cuestionarnos si realmente necesitamos consumir tantísima energía o si es más sencillo cambiar a forma de vida más austeras antes de embarcarnos en una transición renovable tan costosa.

Los resultados que se obtienen de nuestros estudios siempre terminan mostrando una realidad muy obvia que, de alguna manera, no vemos porque está oculta detrás de muchos datos, intereses e inercias. En realidad, es la misma conclusión que obtuvieron hace casi 50 años los primeros estudios sobre los límites del crecimiento de los años 70: la sostenibilidad requiere cambios muy importantes en el modelo socio económico que la humanidad se ha resistido a hacer. Necesitamos cambiar la actual economía basada en el crecimiento por una economía basada en el equilibrio y esto no es nada sencillo. Por eso el problema del cambio climático y en general, los problemas ecológicos, llevan décadas siendo bien conocidos, pero también décadas sin ser arreglados.

Por todo ello os animo a conocer tanto nuestros modelos como las publicaciones de nuestro blog, ya que hemos hecho un esfuerzo especial en divulgar en un lenguaje lo más sencillo posible nuestros resultados.

Espero que este mensaje os llegue y podáis utilizar el mejor conocimiento científico y global que tenemos en este momento a nuestro alcance para ir más allá del llamamiento a la acción y ser capaces de proponer un camino viable y realmente efectivo que nos permita reaccionar a la emergencia climática.

Escenarios MEDEAS

Demián Morassi.

* En La casa de mi tía con la colaboración de Federico Aguilera Klink

https://www.15-15-15.org/webzine/2019/12/22/carta-abierta-a-fridays-for-future-es-el-momento-de-actuar-pero-como/

 

MARGA MEDIAVILLA RESEÑA

mancheta 14