Buscar
07:57h. lunes, 25 de octubre de 2021

Las genialidades de CAPTE: derogar la "moratoria", para construir más hoteles

Periódicamente aflora a la superficie una declaración -todas obtusas- de esa cosa llamada con rimbombancia "Centro Atlántico de Pensamiento Estratégico (Capte)". Un pensamiento regido por la cuenta de resultados de los empresarios que sostienen al tal centro. Esta gente no atiende ni a la situación económica de las islas, ni a cómo se encuentra la gente, ni a la tremenda desigualdad social ni, mucho menos, a las causas de tanta desgracia. Por ejemplo, para tan sesudos pensadores no tiene importancia el hecho palmario de que la bestial sobreoferta turística canaria obliga a un posicionamiento estratégicamente errado y conduce a la baja de precios que solamente sostienen los beneficios de las empresas a costa de los derechos laborales del personal. Por eso me aterra singularmente escuchar a estos pensadores estratégicos de CAPTE, hablar de "recuperar competitividad". Porque para estos practicantes del pensamiento primitivo "competitividad" se limita a "bajar precios" y, cuando eso ocurre, quien paga el pato son las trabajadoras y los trabajadores.

Los sesudos pensadores de CAPTE son capaces de sostener la monumental burrada de que el turismo no crea empleo en Canarias, porque el negocio no tiene todavía las dimensiones adecuadas y, en consecuencia, demandan el levantamiento de toda traba que les permita construir todavía más hoteles.

Y esta desgraciada teoría la soportan los peregrinos estrategas de CAPTE en la supuesta demanda de "hoteles de cuatro estrellas" por parte de los y las turistas "y no de cinco estrellas". No sonc capaces los pensadores de asumir que el problema estriba en que para conseguir ocupación de los hoteles hay que recurrir a los targets masivos, los que buscan precios bajos.

Pero, en el supuesto imposible de que lo que dicen los de CAPTE fuera cierto, la decisión lógica no sería permitir que se construyan más hoteles, de la categroía que sea, sino de reformar la estrucura hotelera existente.

Digan lo que digan los pensadores a sueldo de las empresas bobas, la salida para el negocio turístico canario pasa por proteger su principal activo, que es el territorio y el ambiente y, simultáneamente, por reducir en dos partes la oferta. Claro que eso supone que buena parte de los empresarios depredadores deberá salir del mercado. Pero eso forma parte del ideario capitalista tan caro a CAPTE: quien no es eficiente en el mercado, debe salir del mercado. Otra cosa distinta es la manera en que se mida la eficiencia. Si la cosa se reduce a los beneficios de las empresas o si se extiende a la conveniencia de Canarias y de su gente.

http://www.diariodeavisos.com/2014/06/sector-turistico-canarias-necesita-recuperar-competitividad/

http://eldia.es/canarias/2014-06-29/7-Proponen-derogar-moratoria-fomentar-competitividad-turistica.htm