Buscar
10:02h. martes, 07 de diciembre de 2021

Ahora volvemos a dejarnos arrastrar por el fascismo, que siempre ha sabido jugar sus cartas

Análisis político de la necedad,  por Paco Vega

 

FRASE PACO VEGA

 

ignorancia o indiferencia

Análisis político de la necedad,  por Paco Vega *

Hay muchos que les creen, cada vez más, precisamente porque los periodistas les blanquean, dando carta de normalidad a la tiranía y al fascismo, por lo que la prensa ha pasado a  convertirse en un simple altavoz de sus mentiras... Hay mucha población desinformada a la que esto de la política le sobrepasa, que le resulta demasiado complicado y farragoso, máxime con la cantidad de mentiras puestas en circulación por sus medios de comunicación y las redes sociales, muchos a sueldo, por lo que es fácil caer ante el discurso simplista y ramplón de la ultraderecha. En este discurso se señala siempre como culpable de todo al pobre y al diferente. Señalar al inmigrante siempre ha sido el discurso fácil y mentiroso de la derecha, pero les funciona, claro que les funciona. Ya se encargan los medios mercenarios de convertir en un problema la desgracia de otros.  Cuando vemos a trabajadores -con economías de subsistencia- aplaudir a los fascistas, dan ganas de llorar. Y si, el nivel de ignorancia es monstruoso, pero estamos condenados a sufrirlo todos, no sólo los desinformados. Tener que ver cada día los vítores a estos fachas por parte de personas adultas, incluso homosexuales, a quien esta gente desprecia profundamente y que no dudarían en humillar hasta la muerte si las pasiones se desatan es descorazonador. Si, también trabajadores que se las ven y se las desean para llegar a fin de mes aplauden, al borde del orgasmo de ignorancia. Los veo cada día con la impotencia de quien ve a alguien aproximarse al abismo de la intolerancia sin poder hacer nada para impedirlo. Ni siquiera leerán estas líneas de impotencia que aquí escribo porque no leen, no escuchan, no piensan… Están ocupados con el pan y circo que nos sirven cada día los medios de comunicación. 

Toda una corte de perfiles falsos les siguen (miles), aplauden y vitorean en redes sociales, arrastrando así a los más despistados, al tiempo que insultan a todo el que se le ocurre rechistarles lo más mínimo. También decenas de youtubers a sueldo del gran capital han hecho su aparición para convencernos de que lo blanco es negro… 

Hoy son otros los señalados, pero mañana serán ellos mismos, los pobres, los homosexuales, las mujeres, etc., y por supuesto a las izquierdas, y los que si defienden los derechos de los trabajadores. Sólo hay que leer un poco de historia y comprobar lo que votan en los parlamentos. Lo cierto es que apenas se esconden para mostrar su lado más negro, pero la memoria colectiva es frágil y el blanqueo y normalización en los medios de comunicación es monstruoso, casi temerario. 

Insisto, no hay que perder de vista que Hitler llegó al Gobierno de Alemania mediante las urnas, y ya todos conocemos lo que luego sucedió.  Ahora volvemos a dejarnos arrastrar por el fascismo, que siempre ha sabido jugar sus cartas. Todo esto debería hacernos reflexionar profundamente. Franco llegó al poder por las armas, matando, robando y haciendo desaparecer a todos los que ahora señala Vox como culpables de los males de España, a las izquierdas, a los maestros y a los pobres sindicalistas que no se sometieron. 

Hoy en día hay miles de canarios desaparecidos en fosas y simas por toda la geografía, lugares perfectamente conocidos e identificados, pero ninguna Autoridad, ¡¡NINGUNA!! parece tener interés en recuperarlos para sus familias y para dignificar su memoria, pese a las declaraciones grandilocuentes y vacías de todos ellos, mientras en la península cientos de cuerpos están siendo recuperados, honrados y entregados a sus familias. Canarias siempre a la cola de la dignidad. 

Cuando todo se silencia y miramos para otro lado estamos alimentando a la bestia del fascismo, por este camino estamos condenados a repetir la historia. El franquismo nunca se fue de este país, siempre estuvo ahí agazapado. Se está haciendo un gran trabajo de manipulación por parte de la derecha más sucia y sus medios afines y les está funcionando. 

Cuando los pobres trabajadores creen que serán los fascistas los que, envueltos en la bandera del aguilucho, les van a sacar de su miseria es que estamos todos perdidos… Insisto, “LA DERECHA DEFIENDE LOS INTERESES DE LOS RICOS”, pero “NECESITA LOS VOTOS DE LOS POBRES”… 

Los trabajadores y pensionistas no tenemos grandes fortunas, incluidos los funcionarios públicos, por lo que sólo nos queda estar informados para defender nuestra dignidad y nuestro futuro. Los ricos no necesitan información teniendo dinero, pero la procuran para  manipular y medrar en su favor. Lo de la clase media es la mayor mentira de todos los tiempos. Mirar para abajo siempre da cierto conformismo y eso es lo que se busca.

* La casa de mi tía agradece la gentileza de Paco Vega


PACO VEGA

MANCHETA 9