Buscar
19:33h. lunes, 10 de agosto de 2020

Con el golpe en el PSOE el sistema muestra su verdadero rostro - por Carlos Martínez

 

 

CARLOS MARTÍNEZ 2El problema del golpe de estado de los barones y la baronesa en el PSOE ya no sólo es problema de las y los afiliados. Cierto que ellas y ellos -las militantes- deben reaccionar y ser los únicos protagonistas de una revuelta democrática y cívica interna que manifieste su voluntad de ser dignas y dignos y de que se respetan sus propios estatutos y en este sentido, saludamos la llamada “revolución de las rosas”. Pero el golpe de estado perpetrado también lo es contra la voluntad popular que no votó a Rajoy para gobernar, obligando a todas las demócratas a oponerse a este golpe del sistema y la corona.

 

Con el golpe en el PSOE el sistema muestra su verdadero rostro - por Carlos Martínez, politólogo, es de Alternativa Socialista y del comité de enlace de SOCIALISTAS/ SOC

El problema del golpe de estado de los barones y la baronesa en el PSOE ya no sólo es problema de las y los afiliados. Cierto que ellas y ellos -las militantes- deben reaccionar y ser los únicos protagonistas de una revuelta democrática y cívica interna que manifieste su voluntad de ser dignas y dignos y de que se respetan sus propios estatutos y en este sentido, saludamos la llamada “revolución de las rosas”. Pero el golpe de estado perpetrado también lo es contra la voluntad popular que no votó a Rajoy para gobernar, obligando a todas las demócratas a oponerse a este golpe del sistema y la corona.

Cada vez está más claro que en el golpe de timón, han participado desde personajes como el propio Felipe González, pero como representante de los poderes financieros y la realeza, junto al propio PP e incluso nadie, nadie ha desmentido a Diario16 acerca de la participación en su diseño de los servicios secretos del Estado.

Pero el golpe como denuncia Borrell, ha sido propio de chusqueros, mal implementado, peor ejecutado y tan burdo como los golpes de mano propios de las Juventudes Socialistas en los años en los que Susana Díaz, dirigente de esa rama juvenil se cargaba a todo el mundo que le hacía sombra y que le hizo ya famosa. Y aunque de chusqueros al final afecta a todas y todos los ciudadanos, que tendrán que soportar un nuevo mandato de corruptos y crueles oligarcas derechistas.


Como socialista les digo nuevamente a las y los socialistas que quedan en el PSOE con todo el respeto, que su partido, en el que milite decenios, ya no es el instrumento que fundó Pablo Iglesias, ya no sirve a los intereses de las clases trabajadoras. Es un partido vinculado al poder del régimen, a la corona y los bancos, a su pesar y en contra de su voluntad, cierto, pero tan cierto como la imposibilidad manifiesta de cambiarlo desde dentro. Eso lo es porqué es un instrumento principal en el régimen del 78 por culpa de la oligarquía a la que ellas y ellos se enfrentan. Está muy bien que los militantes se enfrenten a las baronías vendidas que usurpan su voluntad, pero yo humildemente las invito a construir socialismo. A pesar de desear éxito a la operación, firmas y congreso extraordinario, aunque lo haga desde el convencimiento, de que el PSOE ya no es posible recuperarlo, ojalá me equivoque.

Lo que sí que invito a las y los socialistas de corazón y convicción es a construir un partido socialista libre de la razón de estado e independiente de la banca, la corona y la derecha. Partido de la socialdemocracia consecuente de clase y el laborismo de izquierda al servicio de las personas humildes, débiles, humilladas, engañadas y que solo poseen su inteligencia y sus manos. Partido que recoja el legado de Pablo Iglesias, pero también el de Olof Palme, el de Salvador Allende o el de Mamadú Día.


Vamos a trabajar por #SalvemoselSocialismo y lo haremos a pesar de los oligarcas y el establishment al que Susana y Javier Fernández sirven con abnegación. Pero creo que lo debemos hacer desde el socialismo democrático y sin trabajar para el inglés. Neoperonismo y socialismo no son lo mismo, ni populismo transversal es izquierda y menos socialismo, sino lo es clase, lucha social, república, republicanismo transformador y valores de igualdad y reparto de la riqueza, desde la democracia y con democracia.  Hay serios esfuerzos por volver a construir la alternativa socialista, desde la independencia y eso exige un partido independiente y sin vinculaciones con el poder reinante en este estado oligárquico.


Pero como ciudadanos y ciudadanas todas y todos nos debemos manifestar contra la corrupción y el autoritarismo de Rajoy. No podemos permitir ni un año más de latrocinio y recortes. Por tanto, todas y todos estamos llamados a evitar y enfrentarnos a la investidura de la corrupción, los recortes y la imposición de políticas Troika en nuestro estado.

La nueva investidura de Rajoy supondrá más recortes sociales, la vuelta de tuerca del pago de la deuda ilegitima y al menos 30.000 millones de euros de recortes en los próximos tres años. Por eso se ha dado el golpe en el PSOE, pero por eso todas y todos debemos reaccionar.

 

* En La casa de mi tía por gentileza de Carlos Martinez

 

carlos martínez