Buscar
22:58h. viernes, 03 de diciembre de 2021

Es otro tipo de gente la que sabe lo que es una mochila de verdad. Tú no.

La  mochila de Felipe - por Antonio Cabrera de León

 

FRASE CABRERA

La  mochila de Felipe - por Antonio Cabrera de León *

Querido Felipe: hace unos días te escuché decir que “todos llevamos una mochila, sobre todo si hemos hecho algo en la vida”. Te referías a tu propia mochila y a la de tu campechano Juan Carlos, del cual terminaste diciendo "quiero que vuelva ya y se respete su presunción de inocencia".

Me hicieron gracia tus palabras. Hace mucho que casi todo lo que dices me hace reír. Tengo clarísimo que ni tú ni tu campechano amigo han sabido nunca lo que es cargar una mochila. No diré yo que ustedes no hayan hecho nada en la vida, pero en contra de lo que crees todos hacemos algo. Vivimos nuestras vidas y ninguna es más que las otras, aunque tú creas que la tuya ha sido más importante.

Y si gracia me hizo oírte hablar de mochilas, más aún me hizo que pidieras la presunción de inocencia para tu monarca. Felipe, hombre, que aún te crees que estamos en la era analógica en la que tú y cuatro oligarcas podían excluir a tu campechano del debate público. Tío, que no se trata de que nosotros le neguemos la presunción de inocencia, sino de que tú y unos cuantos más nos niegan la posibilidad de juzgarlo haga lo que haga. De la misma manera que él y unos cuantos más nos niegan la posibilidad de juzgarte a ti, por mucho que respetemos tu presunción de inocencia.

Poco me importa, querido Felipe, que tú quieras que vuelva ya. Lástima que haya muerto Georgie Dann, porque ese “Que vuelva ya” era el título de una de sus canciones y no se me ocurre mejor modo de recibirlo que al son de la misma. Me lo imagino desfilando por La Castellana, triunfal, al ritmo de “La barbacoa”, con la gorra del revés, con las bermudas y en chanclas. Es más, ahora que Corinna ya no lo abanica podrías ser tú quien lo hiciera. Incluso puedes pedirle que te adopte, aunque quizá te diga que no porque se generaría confusión contigo y Felipe 6 ¿Te imaginas dos Felipes Borbones? Demasiado para el país.

A ver si te explico, hombre. Mira, eso que tú tienes no es una mochila sino una mortificación. Ni a ti ni a él les mortifica la conciencia, porque para eso hay que tener una. Pero te jode que no olvidemos. Al campechano lo pescamos matando elefantes y paseando el “troley” cargado de billetes, y a ti te identificamos como el señor X. Como identificamos a Aznar con la matanza de Irak y, junto con Rajoy, con las mentiras del 11-M y el latrocinio del PP. Los cuatro tienen juicios pendientes de encontrar un juez que sea juez. Pensamos que no sólo es que tu rey está desnudo, sino que tú y otros no tienen las manos limpias.

Yo te reconozco un importante legado político. No necesito señalarte tus aciertos ni tus errores, que los tuviste y fueron grandes. Me basta con decirte que grandes logros y méritos no impiden que quien comete un crimen sea un criminal. No basta con ponerle el apellido “de Estado” a un delito para que deje de serlo. No puedes evitar que lo tuyo se sepa.

Es otro tipo de gente la que sabe lo que es una mochila de verdad. Tú no. Y tu campechano tampoco. Una mochila, Felipe, es eso que lleva a la espalda el repartidor de pizzas, el agricultor que fumiga o el niño que va al colegio.

* La casa de mi tía agradece la gentileza de Antonio Cabrera de León

ANTONIO CABRERA DE LEÓN RESEÑA

mancheta 33