Buscar
21:02h. Sábado, 23 de Septiembre de 2017

"A ti, asesino" - por Mario Erre

 

terrorista

mario erre 100A ti, que no te conozco y espero no hacerlo nunca, a ti que aparte de destrozar tu vida por nada has destrozado la de tanta gente, gente normal o menos normal pero que hacía y valoraba su vida y su trabajo y respetaba la de los demás, y vivía sus pequeñas y grandes alegrías y tristezas sin saber de tu maldita y repugnante  existencia y sin querer ni deber pensar en ella, a ti que has marcado a una nación y a un país y a un continente y a un planeta y a una generación enteros, a ti, oscuro iluminado delirante, a ti te digo que también tu vida se acabó aquí

"A ti, asesino" - por Mario Erre *

 

A ti, que no te conozco y espero no hacerlo nunca, a ti que aparte de destrozar tu vida por nada has destrozado la de tanta gente, gente normal o menos normal pero que hacía y valoraba su vida y su trabajo y respetaba la de los demás, y vivía sus pequeñas y grandes alegrías y tristezas sin saber de tu maldita y repugnante  existencia y sin querer ni deber pensar en ella, a ti que has marcado a una nación y a un país y a un continente y a un planeta y a una generación enteros, a ti, oscuro iluminado delirante, a ti te digo que también tu vida se acabó aquí, que no pasará mucho tiempo antes de que tu asquerosa cara y tu asqueroso y maldito nombre se desvanezcan en una nube podrida como tu mente y nadie, ni tú mismo recuerdes quien eres y quien fuiste y, aunque seguro permanecerá en nuestro inconsciente colectivo lo que hiciste, también olvidaremos si hubiéramos llegado a planteárnoslo el o los motivos por los cuales quieres creer y hacer creer que lo hiciste, porque no nos interesan tus razones enfermas, ni tus delirios asesinos, ni nos interesas tú. Lo que sí no dudes que nos interesaba era, es y será vivir en paz y respeto unos con otros y eso sí lo has manipulado, pero no te vanaglories porque es un paréntesis, por suerte mucho más corto que el que en tu asquerosa vida se abre desde hoy hasta el último de tus días, días que pasarás encerrado en sin ver nada mas que paredes desgarradas por el tiempo que para ti ya no es nada, encerrado y despreciado hasta por el peor delincuente, que siempre será mil veces mejor que tú y tu asquerosa vida, tan asquerosa como respetable era hasta ayer y respetada será desde mañana a pesar de tu gesta sin gloria que la hace digna de todo lo contrario, como nosotros somos todo lo contrario que tú y no te condenaremos sin antes escucharte ni lo haremos a esa muerte a la que tu megalómanamente inútil y podrido cerebro condenó a tanta gente inocente que no dudes que sabía lo que tú no quisiste saber, que sabía que ninguna idea vale mas que una vida, ni siquiera vale mas que la tuya, que no sirvió para nada.

Recuérdalo en los cuatro metros cuadrados que serán tu horizonte hasta que te encuentres con los que mataste camino no del paraíso sino del peor de los infiernos: recuerda que has vivido la peor experiencia de un ser humano: sentir demasiado tarde para todos que tu vida no sirvió PARA NADA. 

* En La casa de mi tía por gentileza de Mario Erre

mario erre