Buscar
12:53h. miércoles, 02 de diciembre de 2020

Donde hubo, siempre queda, Fernando Ríos - por Chema Tante

Y en tí queda mucho, Fernando Ríos, porque mucho tiempo estuviste, en el meollo de la coalición nada canaria, en el gobierno de Paulino. En tu peregrina y farragosa respuesta a mi denuncia de lo que eres, Fernando Ríos, sigues la más estricta tradición paulinar. Una tradición que comparten ustedes con otros partidos de la derecha rancia. Pasar de puntillas sobre lo sustancial, tratar solamente de lo accesorio, inventarse que se dicen cosas, para luego refutarlas.

Donde hubo, siempre queda, Fernando Ríos - por Chema Tante

Y en tí queda mucho, Fernando Ríos, porque mucho tiempo estuviste, en el meollo de la coalición nada canaria, en el gobierno de Paulino. En tu peregrina y farragosa respuesta a mi denuncia de lo que eres, Fernando Ríos, sigues la más estricta tradición paulinar. Una tradición que comparten ustedes con otros partidos de la derecha rancia. Pasar de puntillas sobre lo sustancial, tratar solamente de lo accesorio, inventarse que se dicen cosas, para luego refutarlas.

¡Ah!, Que no fuiste parlamentario canario, sino parlamentario español. Lo siento, como tu paso por el Congreso fue tan gris, cometí un lapsus. Pero lo trascendental, lo que importa, a la hora de votar en las primarias de PODEMOS a las que tú con tanta desfachatez como derecho te presentas, lo que importa es que tú te has pasadol catorce años colaborando de manera relevante, con un gobierno que ha aplicado las políticas neoliberales que PODEMOS combate y rechaza. Lo que importa, y por eso no hay que votarte, es que tú has intervenido de manera decisiva en un gobierno que ha llevado proa al marisco a nuestra Canarias, que está, diga lo que diga el alegantín Paulino, sumida en una depresión inaguantable. La demostrada responsabilidad de los gobiernos peperos y psocialistas en el desastre, no justifica en absoluto el monumental fracaso de la gestión de la coalición nada canaria y de Paulino.

Es que, Fernando Ríos, por mucho que te esfuerces, no te puedes despojar de tu condición coalicionera, simplemente cambiando la chaqueta. Ser de la coalición nada canaria, imprime carácter, como le pasa a los curas católicos. Y el gran problema de ustedes, la gente coalicionera, es que no asumen el colosal rechazo que inspiran al pueblo canario. Ustedes, como gobiernan, una y otra vez, se creen que lo hacen con el respaldo mayoritario popular. Pero no hay tal. Ustedes han gobernado gracias a las dotes gangocheras de sus dirigentes y parapetados en unas leyes electorales obtusas. Pero la realidad es que no tienen más votos que el quince por ciento del electorado. e incluso esos votos, los obtienen con campañas de comunicación pagadas con malas mañas.

Por cierto. Esas leyes electorales obtusas,que dejan sin voz ni representación a decenas de miles de personas compatriotas canarias, están en vigor, a pesar de que tú has participado en reformas del estatuto y has trabajado "como un petudo", dices, en el avance del autogobierno y las reformas institucionales. Peor me lo pones. Si has trabajado con tanto ardor, para tan inexistentes resultados, es que,encima, eres un incompetente.

Sobre mi desbarre respecto a la oficina de Canarias en Madrid, te remito a los follones y a las oscuras circunstancias, que ya algunos han olvidado, con la compra del inmueble. Y, por supuesto, es un desbarre compartido por la mayoría de personas canarias que viven en Madrid. 

Tus pacatas declaraciones contra el gas y a favor de las renovables no justifican tu pasividad práctica sobre el tema. Todo lo contrario. Si de verdad y no de boquilla, estabas contra el alocado emperretamiento de Paulino por gasear Canarias, lo que tenías que hacer no era declarar, sino largarte. Pero no ahora, al final del mandato, en la pantomima ridícula que has protagonizado. Las señas del envite, Fernando, se estaban haciendo desde que Paulino advino al poder por primera vez.

Sobre tu aviesa participación en la adjudicación de frecuencias de radio, la inconveniencia de tus decisiones queda demostrada, más allá de los vericuetos legales, por la evidencia de los hechos. Ahora, tantos años despues de haberse realizado las adjudicaciones tramposas, la chapuza fue de tal categoría, que las concesiones no se han llevado a efecto, y el espacio radioeléctrio canario sigue igual que cuando ustedes representaron la comedia. Todo lo hicieron mal, por tanto. Y, como tú bobo no eres, yo debo colegir que sabias lo que hacías. Dejo a tu superior criterio jurídico la calificación de estas actuaciones. No soy yo quien se "descalifica". Ahí están los hechos. ahora díme, como sueles, que no sé de qué hablo.

Todos los supuestos éxitos que tú con tanto cinismo te atreves a enumerar, no han tenido efecto práctico alguno, tal y como ustedes, la gente de coalición se esfuerzan en demostrar. Ni el autogobierno ha avanzado, ni las reformas institucionales tienen lugar ni, por supuesto, Canarias ha avanzado un milímetro hacia la autiodeterminación. No seas embustero, hombre. La verdad, como ustedes mismos dicen, es que Canarias esta siendo ignorada por el estado, sin que Paulino y tú y el resto de este gobierno hayan sabido hacer absolutamente nada por evitarlo.

Tú estas más despistado que un burro en la punta'l muelle. Tú eres un tipo que me acaba de decir, en TWITTER: "No seas demagogo: Canarias está como está por la crisis y por las políticas neoliberales del PP, no del gobierno autonómico". Es decir. Que te presentas a unas primarias en PODEMOS en Canarias, defendiendo al actual gobierno nacional canario (que tú, nacionalista de tres al cuarto, llama "autonómico"

Bien creo que con esto puedo terminar. En el futuro, todas tus declaraciones obtendrán como respuesta este inefable tuit que me has mandado y que demuestra que el aspirante a candidato de PODEMOS, Fernando Ríos, defiende al gobierno de Paulino al que, por cierto, todavía pertenece.