Buscar
16:33h. lunes, 12 de abril de 2021

"Fuera de la ley..." ¿por qué dicen que el Jefe del Estado hablaba de Cataluña, y no del Pp? - por Chema Tante

 

felipe congreso

Aplauden a Borbón, sin asumir que condenó a quienes se comportan fuera de la ley

CHEMA TANTEPor todo esto yo creo que más que el pueblo catalán, que todavía no ha cometido ningún delito -ni, cuando hipotéticamente lo cometa, la infracción será grave- quienes deben sentirse aludidas por las palabras borbónicas deben ser las personas que han cometido, cometen y se proponen seguir cometiendo acciones de falta de respeto a la ley, con arbitrariedad, imposición e inseguridad, desamparando la convivencia transgrediendo las normas que la amparan y vulnerando los derechos de los ciudadanos ( y de las ciudadanas, aunque Borbón se olvidara de la mitad de la gente). Es obvio y conocido qué personas entran en estos tiempos en el estado español dentro de esa categoría descrita en el Parlamento.

 

felipe

"Fuera de la ley..." ¿por qué dicen que el Jefe del Estado hablaba de Cataluña, y no del Pp? - por Chema Tante

El Jefe del Estado, a título de rey, por herencia directa de la que ahora, por fin, él mismo llama Dictadura, fue hasta el Parlamento, en sesión conjunta de Congreso y Senado, para expresar su alborozo por el cuarenta aniversario de unas elecciones en las que él, por cierto, ni su padre y antecesor, fueron elegidos.

Y en su discurso, en el que salvo ese inaudito reconocimiento de que lo de Franco fue una Dictadura,  no dedicó ni un nano segundo a declarar su pesar por quienes sufrieron los rigores franquistas ni mucho menos a reconocer la gesta de quienes se opusieron a la felonía.

En cambio, sí tuvo el Jefe del Estado a reclamar el respeto a la ley: “Fuera de la ley solo hay arbitrariedad, imposición e inseguridad”. "La mejor protección de la convivencia son las normas que la amparan”. “El respeto a esas normas, en democracia, no es una amenaza o una advertencia para los ciudadanos, sino una defensa de sus derechos”.

Y resulta que todas las adivinaciones, todas las interpretaciones que se hacen de estas afirmaciones de Felipe Borbón, concluyen que se referían al asunto catalán. Ya saben, a ese problema grave que han montado quienes -envueltos en la dudosa bandera de la democracia, se niegan a aceptar el democrático derecho a expresar la opinión. Que no otra cosa es el referéndum que demandan las personas catalanas.

No dudo yo de que esa fue la intención de quienes redactaron las palabras que recitó Felipe de Borbón ante sus señorías y antes los pueblos del estado. Pero, en estricto sentido, yo Chema Tante, proclamo que lo que se escuchó en la intervención este 28 de junio en el Parlamento no tiene porqué referirse a un supuesto, potencial, delito de democracia. Porque, aunque la grey neoliberal se resista a asumirlo, por "respeto a la ley" debe entenderse "el respeto a toda la ley", incluyendo, principalmente, el respeto a la ley que manda no apropiarse de lo ajeno, ni, sobre todo, de lo público. 

Por todo esto yo creo que más que el pueblo catalán, que todavía no ha cometido ningún delito -ni, cuando hipotéticamente lo cometa, la infracción será grave- quienes deben sentirse aludidas por las palabras borbónicas deben ser las personas que han cometido, cometen y se proponen seguir cometiendo acciones de falta de respeto a la ley, con arbitrariedad, imposición e inseguridad, desamparando la convivencia transgrediendo las normas que la amparan y vulnerando los derechos de los ciudadanos ( y de las ciudadanas, aunque Borbón se olvidara de la mitad de la gente). Es obvio y conocido qué personas entran en estos tiempos en el estado español dentro de esa categoría descrita en el Parlamento.

Porque quienes están incumpliendo la ley son las personas y los partidos que se apropian de dineros ajenos para su enriquecimiento y para financiar las campañas de comunicación mentirosa que les permite seguir sorprendiendo la buena fe de muchas personas y seguir detentado el poder. Es decir, de partidos como el llamado popular, que los tribunales están señalando en este sentido, o de la coalición llamada canaria, que, hasta ahora, solamente está implicada por los bergantes que han sido condenados, pero de la que yo, Chema Tante sostengo que abrigo serias sospechas de sus prácticas delictivas.

Eso sí que es transgredir la ley, eso si que es convertir la Constitución en papel mojado, eso sí que es reírse de la democracia.

* Lo escribió Chema Tante

CHEMA TANTE