Buscar
13:41h. lunes, 12 de abril de 2021

todos aquellos que defienden los derechos de minorías, de grupos de población que viven al margen, están realizando una labor muy importante

Peter Bebjak: "Lo que sucedió con el nazismo en 1930 nos puede pasar en cualquier momento", entrevista de Begoña Piña en PÚBLICO

FRASE BEBJAK PIÑA

Peter Bebjak: entrevistado por Begoña Piña en PÚBLICO, cuenta las motivaciones dse su película "EL INFORME AUSCHWITZ". Yo, Chema Tante, insisto, como vengo haciendo desde hace tiempo, en el tremendo peligro de que esta Europa de locos repita la misma historia de un siglo atrás. El fascismo está volviendo y la inacción criminal de ciertos partidos que se dicen socialistas pero gestionan al servicio de la oligarquía neoliebral, están creando el campo de cultivo para el nuevo nazifascismo. La entrevista la señala el coherente veterano militante socialista Antonio Aguado

peter bebjak

"Hurra, he vuelto". Son las letras escritas en un cartel que cuelga sobre el pecho de un hombre en sus últimos minutos de vida, un prisionero que intentó escapar de Auschwitz y que los nazis, tras atraparlo, colgaron del cuello a las puertas del campo. El cineasta Peter Bebjak, además, obliga al espectador a asistir a la agonía de este ser humano hasta su muerte. Es el arranque de ‘El informe Auschwitz’, un relato real nacido hoy "contra el auge de los extremismos". Violencia y crueldad en el límite de lo soportable en la ficción que, sin embargo, "no creo ni que se acerque a lo que vivieron esas personas en realidad". 

Es el comienzo de la historia de dos héroes, Alfred Wetzler y Walter Rosenberg -que más tarde cambió su nombre a Rudolf Vrba-, dos judíos eslovacos deportados a Auschwitz en 1942. Después de un año de meticulosa preparación, el 10 de abril de 1944, lograron escapar. Encargados durante su estancia en el campo de anotar las cifras de todo lo que allí ocurría, su único objetivo era llevar esas listas interminables de muertos hasta las manos de las autoridades. Se encontraron con la incredulidad de los aliados. "Su relato era tan terrible que no parecía verdadero". Finalmente, el informe que escribieron consiguió salvar al menos 120.000 vidas.

Alfred Watzler escribió más tarde, bajo el seudónimo de Jozef Lánik, el libro Lo que Dante no vio. En estas páginas explicaba cómo vivían y morían los prisioneros en el campo, "siempre había algún muerto, la muerte se convirtió en parte de su vida cada segundo". Y fue este texto, que Peter Bebjak recibió del actor Ivan Šandor, lo que le decidió a rodar la película.

Toda la reseña de Piña

 

https://www.publico.es/entrevistas/peter-bebjak-sucedio-nazismo-1930-pasar-momento.html

 

 

PÚBLICO

 

MANCHETA 9