Buscar
22:23h. miércoles, 01 de diciembre de 2021

Las responsabilidades y mezquindades de Zoido, Íñigo y del partido llamado popular - por Chema Tante

 

zoidoíñigo méndez de vigo

CHEMA TANTE"No es nuestra responsabilidad que decidan huir de su país"

No tengo otro calificativo que mandarle al ministro Zoido que el de obtuso. Con esto que ha escupido en su comparecencia parlamentaria, ya no se trata de crueldad, de ausencia de sentido humanitario. Zoido peca directamente de ignorancia, fenómeno frecuente en su partido.

Las responsabilidades y mezquindades de Zoido, Íñigo y del partido llamado popular - por Chema Tante

"No es nuestra responsabilidad que decidan huir de su país"

No tengo otro calificativo que mandarle al ministro Zoido que el de obtuso. Con esto que ha escupido en su comparecencia parlamentaria, ya no se trata de crueldad, de ausencia de sentido humanitario. Zoido peca directamente de ignorancia, fenómeno frecuente en su partido.

Zoido se ha atrevido a decir que achacar responsabilidad a un gobierno por las muertes de refugiados en su odisea es, por lo menos, "mezquino".

Mezquindad e ignorancia es lo que exhibe un tipo que desconoce, en primer lugar, la obligación universal al auxilio a las personas en peligro. Quien pueda, y es obvio que los gobiernos pueden, tiene el deber de socorrer a un o una ser humano en peligro de muerte. Por si fuera poco, las normas de la Unión Europea, a las que esta horda apela solamente cuando le conviene, marcan expresamente la vocación de solidaridad de los pueblos que componen Europa. Es decir, que la responsabilidad del gobierno todo y de Zoido se extiende al derecho de gentes, a la legislación europea y al más esencial sensibilidad humana.

Pero es que, además, la responsabilidad de estos gobiernos y de Zoido debe aplicarse también a "la causa de la causa del mal causado". Porque esas personas que buscan la vida y encuentran la muerte, están huyendo del hambre y de la guerra. Un hambre y una guerra que son consecuencia directa de la codicia y de los gobiernos a los que busca Zoido hurtar de su responsabilidad. Eso es mezquindad, eso es responsabilidad.

Y aquí llegamos al otro ministro, este, paradigma del bellaco cinismo, otra característica de este nefasto partido que usurpa el digno apelativo de popular. Íñigo Méndez de Vigo, ministro de Educación, hay que fastidiarse y portavoz del gobierno que debe su poder a la compra de medios de comunicación y de voluntades, con dinero fraudulento.

Íñigo Méndez de Vigo, asunto de las detenciones de los otros gánsters de la vida pública, Villar grande, Villar chico y Padrón el viejo, se atreve a decir que esto demuestra que "las leyes se cumplen, las leyes son iguales para todos". No hay manera de expresar el nivel de exasperación que inspira el espectáculo de una turba corrupta que olvida permanentemente sus propias fechorías y se escuda en la persecución ajena.

Lo ha escrito y lo mantiene Chema Tante

CHEMA TANTE

https://politica.elpais.com/politica/2017/07/18/actualidad/1500363694_744689.html

https://futbol.as.com/futbol/2017/07/18/mas_futbol/1500366418_000887.html