Buscar
05:59h. jueves, 28 de octubre de 2021
Curiosidades

Por algunos votos los políticos hipócritas bailan al son de los grupos LGTBIQ+ Bruno Perera destila sus anacrónicos pensamientos en CRÓNICAS DE LANZAROTE

 

 

FRASE PERERA

Bruno Perera es un tipo que encarna perfectamente el chiste del que conducía en sentido contrario y decía que todo el resto de coches estaban equivocados. Parece mentira que en estos tiempos todavía haya gente incapaz de pensar, de razonar. Sí, es la gente como VOX o de esos abogados cristianos que ignoran todo respeto a las y los demás y practican la intolerancia. Allá cada cual con su cerebro, pero que, encima, se desempolve la Biblia y el Corán para atacar la libertad sexual, resulta una antigualla que solamente merece la ridiculización. Y eso de achacar el respeto a los derechos de todas las personas a intereses electoreros, me parece una mezquindad que lo dice todo de este sujeto.  Bruno Perera que es de quienes pide que se niegue a la gente migrante el derecho de auxilio, también se atreve a meterse con los derechos sexuales. La querencia de Bruno Perera por recuperar la esclavitud es evidente, dado su aversión a las personas refugiadas, pero es de esperar que este tipo esperpéntico aplique sus conocimientos de los textos sagrados en la defensa del terraplanismo o la refutación del heliocentrismo. Citas no le van a faltar.  Una auténtica pieza de museo, Algo que daría risa, si no fuera tan lastimoso. 

Aquí estamos, otra vez

la casa de mi tía

Es triste que en los últimos tiempos La casa de mi tía haya atravesado tantas dificultades que la han reducido al silencio varias veces, la última, por algunos meses. Pero el compromiso y la pasión por la libertad de información no se han reducido y, por tanto, aquí estamos, otra vez, con todas las ganas y toda la voluntad en la brega. Por la democracia y contra el neoliberalismo 

CHEMA TANTE