Buscar
04:46h. Lunes, 17 de Junio de 2019
basta

Román Rodríguez: “¡Basta ya de tantos insultos y crispación en el Gobierno de Canarias”

 

román rodríguez nueva canariasEl presidente de Nueva Canarias (NC), Román Rodríguez, hace un llamamiento al “¡basta ya de tantos insultos y crispación” en el Gobierno de Canarias. El líder de los nacionalistas de izquierdas afirmó que un presidente, como Fernando Clavijo, que llama “medianeros” a sus socios del PSOE e instiga el “esperpento” del Ejecutivo durante sus 16 meses de existencia, se convierte en un problema para la comunidad.

La izquierda güimarera dice basta

 

izquierda güimar

Las asambleas locales de Sí Se Puede, Podemos, Izquierda Unida Canaria y PSOE instan al grupo de gobierno a cesar ya los ataques a las funcionarias del consistorio

Soria: no basta con la retirada, si es que la hay - por Chema Tante

soria

CHEMA TANTECorren rumores, ya veremos si se confirman, sobre la posible retirada del mendaz Soria de la vida política. Yo lo dudo, porique la actitud de sostenella y no enmendalla de este caballerete español siempre le ha dado buenos resultados. Y, fundado en su conocimiento íntimo de las miserias de la horda ppera, en su curiosa buena estrella para salir airoso de sus follones jurídicos y en la pazguateria de un electorado que sigue cayendo en sus dotes dialécticas, este mentiroso es probable que quiera mantener una actividad pública que tantos beneficios le ha producido. Nota de Chema Tante: Se acaba de saber, en la mañana de este viernes 15 de abril, que Soria ha renunciado a continuar con sus funciones ministeriales. Esto no resta vigencia a lo que afirmo en este texto: Soria tiene mucho que explicar y por lo que pagar.

Regeneración democrática. ¡Basta ya de los políticos profesionales! - por Antonio Aguado Suárez

El PP preconiza y quiere una patria a su medida: bienestar y privilegios para los de su clase, cuenta con el beneplácito y complicidad de algunos jerarcas, barones, gran baronesa de Andalucía y dirigentes a diferentes niveles del PSOE, empezando por el impresentable Felipe González con su “puerta giratoria”. Intolerablemente éste tipo de actos se consideran sólo poco éticos y no como deberían ser, ilegales.