Buscar
21:28h. domingo, 07 de marzo de 2021
canario
Cultura
Si quieres seguir con los ojos vendados, no hace falta que leas LA CLAVE

LA CLAVE CUENCA. Un puntal cultural canario en LatinoAmérica participa en un proyecto de comunicación

 

la clave cuenca

Yo, Chema Tante, no me canso de repetir que en el momento en que Canarias cuenta con el mayor y más preparado número de gente formada, la maldición de le migración se repite. A lo largo de la Historia, la gente más decidida del pueblo, la oligarquía no, claro,  tenía que buscarse la vida por esos mundos, en tanto que acogíamos -con solidaridad, que una cosa no quita la otra- a montones de personas de fuera que sí encontraban un hueco en las islas. Esto de la migración, para dentro y para fuera, es otra de las paradojas de unas islas afortunadas desgraciadas al tiempo. Y ahora, que el turismo se ha vendido como el gran milagro económico -y lo fue, para una oligarquía aprovechada- mucho hombre y mucha mujer con créditos universitarios brillantes, no han recibido de su patria la aceptación de sus méritos, y por allá fuera andan. Como es el caso de José Manuel Castellano, académico de la de la Historia de Ecuador. Ahora, a su brega docente y editorial Castellano une la comunicadora y nos anuncia el parto de LA CLAVE CUENCA, La casa de mi tía está privada con la aparición del medio hermano.