Buscar
06:33h. sábado, 21 de mayo de 2022
fin
Política
LA OTAN ES LA CADENA QUE ATA EUROPA A LOS ESTADOS UNIDOS

Por qué la OTAN crece sin fin, Andy Robinson en CTXT, sobre el libro "Not one inch" de Mart Sarotte

 

f a robi

Andy Robinson en CTXT comenta este libro "Not one inch" en el que Mary Sarotte, historiadora de corte conservador -se puede serlo, sin ser perverso o tonto"  afirma y confirma el carácter ofensivo hacia Rusia que se le dió a la OTAN, de manera consciente, desde el derrumbe de la Unión Soviética. Lo señala Francisco Morote, que aporta el antetítulo. Y yo, Chema Tante, insisto en que esta idea de que la OTAN no es una organización de defensa, sino un instrumento bélico de intervención y que USA y UK utilizan como resorte de dominación hacia la Unión Europea. Como dice Sarotte, lo malo no es la OTAN, sino el uso que se le da.

Política
El pegamento que mantiene unido a este fascismo cristianizado no es la oración, aunque obtendremos mucho de eso, sino la guerra

Jesús, la guerra sin fin y el ascenso del fascismo estadounidense - Chris Hedges en SCHEERPOST

 

FRASE HED
FRASE HED

Otro importante artículo de Chris Hedges en SCHEERPOST, sobre el fascismo intolerante y violento . Hedges liga la guerra y la oposición al aborto que se escudan en una falsa religiosidad. Hay que recordar que Hedges es periodista, escritor, pensador, analista, pero también es clérigo. Por todo esto hay que recomendar este artículo.

Economía

¿Puede Occidente forzar el fin de la guerra dejando de comprar gas y petróleo a Rusia?, Patrick Wintour en EL DIARIO, dice que no

 

f WINTOUR

Patrick Wintour en EL DIARIO explica el punto nodal de todo lo que está pasando entre Rusia y el imperio USA UE UK. Yo, Chema Tante. N os guste o no, a mí, desde luego no me gusta, Putin tiene la sartén por el mango, porque tiene la llave de la energía que mueve a Europa. Y ahí está el detalle, porque demuestra ja fragilidad del modelo desarrollista consumista que algunos llevamos tanto tiempo aconsejando abandonar. Ahí lo tienen. Mientras tanto, ya pueden gritar la tropa mediática y los gobiernos. Rusia será lo que sea, que lo es. Pero ganará esta guerra. Y de eso la culpa la tendrán quienes no quisieron llegar a acuerdos en su momento. Y la gran moraleja de todo esto es que ahora resulta que estados como Venezuela o Irán ya no son los villanos. Y que los gigantes económicos, como Alemania, tienen los pies enredados en el gas y el petróleo. Vaya por dónde