Buscar
15:39h. martes, 18 de enero de 2022
huesos
Comunicados

"Quiero recuperar los huesos de mi padre antes de morir"

Diego González García tiene 90 años, lleva toda la vida soñando con recuperar el cuerpo de sus padre, Francisco (Pancho) González Santana, que se halla en una fosa común del cementerio de Las Palmas de Gran Canaria. Ha visto pasar muchas corporaciones de gobierno por el ayuntamiento, y nunca ha recibido apoyo para llevar a cabo los trabajos.La nueva corporación se comprometió en el verano de 2015 a estudiar la situación y a ser posible realizar la exhumación de la fosa. Los meses pasan, la vida se le acaba, y el consistorio no termina de posicionarse al respecto ni dice claramente si se harán los trabajos.Cada  día que pasa es una eternidad para Diego, que recuerda a su padre perfectamente y siente impotencia al tener que dejar flores en una tumba sin nombre. Por la dignidad de Diego, su familia y la de tantos en su situación, que han abandonado este mundo sin lograr abrazar los restos de su familiar/es, hay que apoyarle ¡el tiempo se acaba para Diego!

 El Foro Canario de Víctimas del Franquismo, la Plataforma de Familiares de Fusilados de San Lorenzo, La A.R.D.F. Desaparecidos, la Plataforma Republicana de Información Colectiva (P.R.IC.), así como numerosos colectivos, ya le han mostrado todo el apoyo a Diego González Santana

Firmas

Un estado que deniega la recuperación de los huesos a las familias de la víctimas del franquismo no es una democracia - por Francisco González Tejera

Los crímenes de lesa humanidad están catalogados en un Estatuto de la Corte Penal Internacional desde julio de 1998, donde se establecen diferentes tipos de actos inhumanos graves cuando reúnan dos requisitos: “la comisión como parte de un ataque generalizado o sistemático contra una población civil, y con conocimiento de dicho ataque”.

Sociedad

''Vendería mi alma al diablo por sacar los huesos''


Un desgarrador -como todo lo que se escribe sobre este tema- reportaje de CANARIAS AHORA, en el que Laura Jiménez traslada el tesminonio de Martín Sosa, el hijo de uno de los republicanos de Agaete asesinados por la felonía franquista. Una oportunidad más para recordar que la memoria histórica no ha sido satisfecha.