Buscar
21:37h. Miércoles, 22 de enero de 2020
nueva
Sociedad

El pin parental, nueva trinchera de la extrema derecha, Josefina Martínez en CTXT; Dejad a los niños en paz, Jesús Cintora en EL DIARIO

 

frase pin

El Pin "neardental", como veo que lo denomina, con exactitud @Fbenavid@mastodon.social en la nueva red social, es un terrible ariete que enarbola la derecha cerril de este reino por el que no sale el sol más que por La Zarzuela. La brutalidad voxera pretende, con la mendaz falacia de "preservar a la infancia del adoctrinamiento", que estas sociedades vuelvan al estado medieval en que las sumió el franquismo y que tanto está costando recuperar. Los del Pin Parental es una barbaridad que no puede aceptarse. Josefina Martínez, en CTXT y Jesús Cintora, em EL DIARIO son los alegatos que el coherente veterano militantes socialista Antonio Aguado ha escogido de entre tantos que se están publicando. Y yo, Chema Tante, angustiado ante tanta locura, exhorto a unirse a la campaña de firmas convocada. No al pin parental

Economía

Emergencia climática: ¿Qué activismo para la nueva década?, Alfons Pérez, Samuel Martín-Sosa

 

FRASE PÉREZ MARTÍN-SOSA

No son los primeros que lo dicen, ni ser´n los últimos. Pero tienen toda la razón. Si el planeta se muere, y la Humanidad con él, solamente rescataremos a uno y salvaremos a la otra con la presión popular. A la calle, que es donde nos vamos a salvar. Eso, como nos recuerdan Alfons Pérez y Samuel Martín-Sosa en este artículo en CTXT REVISTA CONTEXTO, se plasmó nítidamente en la Cumbre Social por el Clima, que resultó el contrapunto positivo de la tramoya falaz del COOP25.

Política

Ahora toca devolverme mi carné del PSOE, José Luis Úriz Iglesias en NUEVA TRIBUNA y EL DIARIO

 

FRASE ÚRIZ

José Luis Úriz Iglesias reclama, desde NUEVA TRIBUNA y EL DIARIO que le reintegren su militancia en el PSOE. Una militancia que le arrebataron de manera injusta, con pruebas demostradamente falsas. Porque todo viene del fanatismo sectario. El mismo que acoso la iniciativa Bateragune que lo único que  buscaba era el final del terrorismo, desde la misma izquierda abertzale. Porque en aquellos tiempos, como en estos, mucha gente irresponsable niegan que desde el mismo independentismo vasco se trabajó para terminar con la violencia. A Úriz Iglesias le quitaron el carnet por ese mismo fanatismo. Y ahora que el independentismo vasco representado por EH BILDU ha dado buenas muestras de su talante dialogante, al punto de hacer posible el Gobierno Progresista, el PSOE debe ir rectificando errores.

Política

El programa del PSOE en 1923, Eduardo Montagut en NUEVA TRIBUNA

 

FRA MONTAGUT

Un interesante trabajo que ofrece Eduardo Montagut en NUEVA TRIBUNA. Yo, Chema Tante, opino que la revisión del programa del PSOE en 1923, casi cien años ya, revela que, en materia de justicia social, poco se ha avanzado en este estado español. Entonces era Alfonso el último y ahora, Felipe el último. Y también me hace pensar que en 1923, el actual Podemos era el PSOE de entonces. Y qué casualidad que Pablo Iglesias Posse, todavía vivía, en 1923. En todo caso, véase que todavía temas como la vivienda o la inequidad fiscal que eran entonces ejes del programa, lo siguen siendo ahora, en los programas políticos de la izquierda. Claro, con un golpe Primoriverista, una rebelión fascista y una dictadura franquista por medio.

Economía

Presión fiscal, fraude y justicia fiscal, Santiago González Vallejo en NUEVA TRIBUNA

 

frase vallejo

Esto que cuenta Santiago González Vallejo en NUEVA TRIBUNA y que puede resumirse en disciplina y justicia fiscal es, junto con la recuperación de la banca pública, la lucha contra las guaridas tributarias y el impuesto a las transacciones financieras los pilares de la recuperación económica, la equitativa redistribución de la riqueza y, en definitiva, la libertad democráatica, que no puede concretarse cuando hay pobreza y desigualdad social. 

 

 

Economía

Las emisiones de gases en España pintan un horizonte sombrío Feliciano Tisera en BEZ y SAL Y ROCA de NUEVA TRIBUNA, sobre el informe de FUNDACIÓN ALTERNATIVAS

 

frase tisera

Yo, Chema Tante, quiero creer que con el  nuevo gobierno progresista, las cosas van a cambiar notablemente. Pero, tras estos decenios de poder de la derecha -declarada, del Pp- o real aunque ocultada, del PoE dominado por su ala vendida o rendida al neoliberalismo, la verdad es que el panorama de sostenibilidad en el reino de Felipe el Último es pavorosa. Nos dice la Fundación Alternativas, que traslada Feliciano Tisera en este artículo en BEZ o en el SAL Y ROCA de NUEVA TRIBUNA que Europa está avanzando en el control de emisiones de carbono, pero en cambio, en este estado español, cautivo del neoliberalismo y de la cerrilidad, la situación va para atrás. Por eso, ojalá que dentro de un poco tiempo podamos estar hablando de otro estado de cosas.

Política

¡No nos falléis!, José Luis Úriz Iglesias en NUEVA TRIBUNA

 

FRASE ÚRIZ

Yo, Chema Tante, que no soy militante socialista, pero admiro los valores históricos del PSOE cuando no ha desertado de sus ideales, creo que lo que se dice en este artículo representa el sentir de mucha, muchísima gente, en estos momentos. El veterano coherente militante socialista  canario Antonio Aguado recomienda el texto del no menos coherente ni menos veterano militante socialista (aunque fuera expulsado por ello) navarro  José Luis Úriz Iglesias, El socialista navarro recuerda, con acierto cuánta ilusión afloró cuando, por una vez, se impuso la verdad y las mentiras del aborrecible Aznar quedaron al descubierto y eso llevó a la victoria a Rodríguez Zapatero. Le gritamos entonces a ZP ¡No nos falles!. Pero no pudo ser. Y yo digo que no pudo ser, por culpa de ZP, pero también por culpa nuestra, porque no supimos apoyarle. De manera que en este ¡No nos fallen! (disculpa, José Luis Úriz que lo diga en canario) tiene que estar presente un alto grado de compromiso. En este 2020 las gentes progresistas tenemos que mirar lo que nos une, no lo que nos separa. No podemos repetir viejos errores. Tenemos que hacer un Frente Popular Común contra el neoliberalismo. Porque si no, el facherío volverá a tomar El Alcázar. Lo digo yo.