Buscar
18:40h. Lunes, 18 de Marzo de 2019
tanto

Y mientras tanto, en Canarias, 149.000 niñas y niños, en riesgo de pobreza (Padylla, en LA OPINIÓN y LA PROVINCIA)

 

pobreza infantil

Padylla, en LA OPINIÓN y LA PROVINCIA, se encarga de resaltar el aviso angustiado de UNICEF sobre la situación de la niñez canaria, la mitad de la cuál sufre riesgo cierto de pobreza. Y yo, Chema Tante, grito que, mientras tanto, el estado estalla los recursos públicos en acosar a gente inocente y el genuflexo afuchado Clavijo no es capaz de hacer más nada que largar otra retahila de tan bellas como falaces palabras.

Y mientras tanto, en Canarias, el chiste de la reforma electoral (Morgan y Padylla)

 

proporcionalidad morga

TRIPLE PARIDAD PADYLLA

En los momentos en que se producen momentos históricos en el el estado español, en esta Canarias de nuestros cachondeos, los partidos hegemónicos siguen en el dislate de aparentar que cambian la ley electoral más injusta del orbe pero manteniéndola, porque les va en ello mantenerse en el poder. Lo describen magistralmente Morgan en CANARIAS 7 y Padylla en LA PROVINCIA y LA OPINIÓN

Los 18.000 canarios más ricos ganan tanto como casi la mitad de la población

 

riqueza pobreza canarias

Moisés Álvarez ratifica desde LA PROVINCIA que Canarias también participa, en un puesto destacado del intolerable abuso discriminatorio de la riqueza. El titular de la información que recomiena Álvaro Felipe nos dice que, mientras un tercio de la gente se debate en o al borde la pobreza y otro tercio se angustia a diario por la precariedad de su empleo, una parte minúscula de la población se mama la mayor parte de los recursos. El reportaje lo vende LA PROVINCIA contra pago, pero con el titular y la entradilla nos basta para reavivar nuestras iras.

Francia: ¿Por qué tanto empeño en constitucionalizar el estado de emergencia? (Jean-Claude Paye)

 

JEAN-CLAUDE PAYEMi amiga invisible destaca este artículo en VOLTAIRENET, donde Jean-Claude Paye reflexiona sobre la execrable manera en que -esta vez le toca a Francia, pero lo hacen todos los gobiernos- el poder aprovecha la triste oportunidad que brinda la brutalidad terrorista, para recortar más y más el cuadro de libertades y derechos de la gente. Una excusa que no se sostiene, porque los controles exagerados, la presión polícial y el acosamiento a las personas, han demostrado que no contiene la violencia. Los caminos son otros.