Buscar
domingo, 14 de abril de 2024 21:08h.

STEC-IC condena la brutal agresión sufrida por un docente a manos de un alumno en el IES San Sebastián de La Gomera.

Desde hace tiempo el STEC-IC viene advirtiendo de una creciente tensión y agresividad en la enseñanza pública y de un creciente número de agresiones que en el curso escolar 2011-2012 llegó a la cifra de 104






 
STEC-IC
Sindicato mayoritario de la enseñanza en Canarias

El STEC-IC muestra su más enérgica condena a la brutal agresión sufrida en días pasados por un docente a manos de un alumno en el IES San Sebastián de La Gomera.

Desde hace tiempo el STEC-IC viene advirtiendo de una creciente tensión y agresividad en la enseñanza pública y de un creciente número de agresiones que en el curso escolar 2011-2012 llegó a la cifra de 104.

Así mismo constatamos la pasividad de la Consejería de Educación para arbitrar medidas efectivas que corten esta espiral de agresiones. Al contrario, en no pocas ocasiones las autoridades y los líderes políticos han socavado la imagen de los profesionales de la enseñanza pública con declaraciones irresponsables que minan su prestigio y su profesionalidad y erosionan su autoridad, una autoridad que le viene dada por su quehacer profesional.

Los profesionales de la enseñanza son el principal activo de la enseñanza pública canaria, la Consejería de Educación haría muy bien en tomar medidas que garanticen la seguridad de los profesores y profesoras y en prestarles los servicios esenciales de apoyo, esos servicios que una vez más se han visto reducidos por los recortes y tijeretazos que la Consejería aplica con todo rigor.

Ahora se han aprobado los Presupuestos de Canarias para 2013 que merman la partida para educación en 135 millones de euros. Un agravio más, una injusticia más, un despropósito más en una secuencia que no parece tener fin y que abunda en el desmantelamiento de la escuela pública.

La brutal agresión al profesor de La Gomera merece toda nuestra repulsa y exigimos a la Consejería medidas para que no se vuelva a repetir.