Buscar
sábado, 13 de abril de 2024 03:40h.

ALTERMUNDISMO SIGLO XXI

Carta abierta al Secretario General de la ONU La vida del planeta en cuestión . Una propuesta  -  Ágora de Habitantes de la Tierra

 

FR AG
Francisco Morote, de Attac Canarias, recomienda este texto y aporta el antetítulo

 

Carta abierta al Secretario General de la ONU La vida del planeta en cuestión . Una propuesta 

Ágora de Habitantes de la Tierra 

OTHER NEWS

 

Estimado Secretario General


Cualesquiera que sean las cuestiones y los problemas globales que se examinen, un hecho dramático salta a la vista: la humanidad es incapaz de aportar respuestas concretas, inmediatas y comunes. Los poderes institucionalizados del sistema actual son incapaces de hacerlo porque el sistema está estructuralmente en crisis.


Las dos cuestiones fundamentales para el futuro de la vida

Os escribimos para llamar vuestra atención y acción sobre dos principios clave de la actual visión dominante del mundo: la patente privada y lucrativa de los organismos vivos y de la inteligencia artificial, y la financiarización de la naturaleza y de los bienes comunes públicos globales. El poder de la economía de mercado capitalista mundial se basa cada vez más en estos dos principios. 

Su papel en la regulación planetaria de la vida es fundamental y crucial, lo que explica su ausencia en las preguntas y debates sobre cómo gestionar y salir de las crisis actuales. Para los poderes dominantes,  son dos axiomas que no se pueden discutir.
Legalizar la propiedad intelectual sobre los organismos vivos en 1980 significó reducir el conocimiento -el espíritu de la creatividad humana- a una mercancía, un asunto para mercaderes y propietarios rapaces. Transfirió el control sobre la vida a los amos de los datos, reduciendo el conocimiento a una materia prima para actividades económicas.   Este es uno de los mayores errores históricos cometidos por los dirigentes de la humanidad.

Del mismo modo, teorizar que la naturaleza es un conjunto de «capitales naturales», el «capital natural» del planeta, ha reducido la naturaleza a una categoría particular de la economía de mercado, el capital. Pero ésta no es la única forma posible de economía, ni, en nuestra opinión, la mejor. La naturaleza siempre se ha considerado el marco de referencia existencial de la vida. Ahora es vista esencialmente como un activo financiero de gran valor estratégico para la economía global dominante. Es un robo a la vida y a la especie humana.

La experiencia de los últimos 50 años demuestra que, a menos que se abandonen o se reposicionan seriamente estos dos principios, la salvaguardia y la promoción de los derechos humanos y sociales fundamentales universales y de los derechos de los pueblos estarán cada vez menos aseguradas. En consecuencia, ¡la erradicación de los factores que generan el empobrecimiento en el mundo dejará de ser un objetivo de nuestras sociedades!T

Tampoco habrá un verdadero desarrollo sostenible, como lo demuestra la regresión actual de los objetivos de salida de las energías fósiles (COP28)  el aumento de las inversiones en combustibles fósiles, la no prohibición de las botellas de plástico, la laxitud de la reglamentación de los productos químicos altamente tóxicos, especialmente los pesticidas… La prórroga por diez años de la autorización del glifosato por parte de la UE es un buen ejemplo.  

La financiarización de la naturaleza alcanzó su formulación más avanzada hasta la fecha, en la COP15-Biodiversidad de la ONU (Montreal, diciembre de 2022). La comunidad internacional respaldó las propuestas presentadas en enero de 2021 en el «Protocolo de Capitales Naturales» por la Coalición de Capitales Naturales (¡más de 450 empresas privadas de talla mundial!) y conocidas como s 30+30+30. A saber: la atribución a las Sociedades de Capitales Naturales (creadas por la Bolsa de Nueva York en octubre de 2021) de la gestión del 30% del mundo natural del planeta, incluido el 30% de los elementos más degradados, para su salvaguarda y restauración de aquí al año 2030 (año en que finaliza la Agenda 2015-2030 de la ONU).

Señor Secretario General, comprenderá nuestra preocupación, acrecentada por el hecho de que el economista jefe de la ONU sea abiertamente uno de los promotores de la financiarización de la naturaleza, esgrimiendo los mismos argumentos que los autores del Protocolo de Capitales Naturales.

La propuesta.

Por una regeneración cooperativa y mutualista de la vida en la Tierra basada en el Agua, la Alimentación y la Salud» . El Planeta AAS.

Ante la incapacidad del sistema para dar respuestas a las crisis, la humanidad sólo puede resucitar aplicando valores y principios opuestos a los que están llevando al mundo a la ruina.

Los principios inspiradores del planeta AAS: cooperativismo y mutualismo

Los valores y principios «constitucionales» de cooperación y mutualización fueron capaces de regenerar el mundo del siglo XIX y promover la sociedad del bienestar del siglo XX a nivel del Estado «nacional», sobre todo en su versión escandinava.
El horizonte planetario incluye una regeneración del cooperativismo y el mutualismo en relación con sus orígenes y funciones. Formas socioeconómicas paralelas a la economía de mercado dominante a escala nacional, hoy en día constituyen necesariamente, a escala mundial, la expresión intrínseca de la vida social. La cooperación y la mutualización deben convertirse en el espíritu que inspire los procesos de construcción de la comunidad global de vida de la Tierra.


Tres ámbitos prioritarios para la regeneración: el agua, la alimentación y la salud.
Inicialmente, la puesta en marcha operativa de los procesos de regeneración se basaría en tres áreas clave para la vida y la justicia: Agua, Alimentación y Salud, de ahí el nombre del proyecto «El Planeta AAS». Su desarrollo tendrá un gran impacto en el resto de la sociedad.
El objetivo es abordar la aplicación de los derechos universales al agua, a la alimentación y a la salud de una manera: integrada (esencial), especialmente en cuanto a principios y medios de acción; arraigada en los territorios de las comunidades de base y las autoridades locales; y basada en la solidaridad, es decir, compartiendo responsabilidades entre territorios e instituciones. La aplicación de los derechos universales ha quedado reducida a un resultado de objetivos  considerados «superiores»  ( el crecimiento económico, la eficacia económica y financiera, la innovación tecnológica, la libertad empresarial absoluta y la liberalización de los mercados). Sólo la regeneración de las tres dimensiones vitales del Agua, la Alimentación y la Salud podrá liberar la vida de la Tierra de los efectos devastadores de la depredación actual.
Herramientas y recursos al servicio del Planeta AAS
Esto se hará creando, a nivel local, una nueva generación de empresas cooperativas y mutualistas, apoyadas por redes locales de cajas públicas de ahorro y crédito colectivo. La experiencia demuestra que cuando un territorio es capaz de garantizar como un derecho el agua, la alimentación y la salud a todos sus miembros, se completa la parte más importante del viaje por la vida. De este modo, se logrará la seguridad colectiva de la existencia, gracias también a una capacidad compartida de resiliencia social, financiera y tecnológica, así como una democracia participativa efectiva.

La regeneración no puede lograrse en el marco actual de los mercados mundiales y las finanzas globales. Tenemos que trabajar por un sistema político e institucional basado en el desarrollo y la primacía de un sistema financiero mundial público.

Hoy en día, las finanzas están en manos de sujetos privados no elegidos. Las autoridades públicas electas ya ni siquiera tienen poder para crear dinero. Necesitamos crear un nuevo marco institucional financiero público mundial coherente con los objetivos de «La planète EAS», es decir, el Fondo Mundial de Depósitos y Consignaciones y el Fondo Planetario para la Garantía de los Bienes Comunes Esenciales para la Vida, bajo la supervisión de un Consejo Mundial para la Seguridad de los Derechos Universales.

Sabemos que la ONU ha aprobado recientemente la propuesta de declarar 2025 Año Internacional de las Cooperativas. 

Señor Secretario General  
¿sería posible apoyar la creación de un grupo de trabajo mundial independiente que profundice en los temas aquí tratados y presente una propuesta antes de finales de 2024 sobre la pertinencia y viabilidad del proyecto «Planeta AAS»?

Muchas gracias, señor Secretario General, por su amable atención.
Con esperanza……

Primeros firmantes

Argentina. Aníbal Ignacio Faccendini, Centro Interdisciplinario del Agua, Universidad Nacional de Rosario UNR.  Daniel Elías, Profesor UNR. Flavio Faccendini, Diplomatura del Agua y el Ambiente de la UNR. Belgique. Pierre Galand, ex senador, presidente del Foro Norte-Sur.  Christine Pagnoulle, profesora emérita de la Universidad de Lieja. ATTAC Bruselas 2. ATTAC Liège. Catherine Schlitz, presidente de Présence et Action Culturelles d’Angleur. Kim Le Quang,  Rise for the Climate. Marlène Wiame,  Rise for the Climate. Pietro Pizzuti, actor y escritor. Bernard Tirtiaux, escultor y escritor. Maria Palatine, arpista, cantante. Alain Adriaens,l, militante de la sobriedad.  Fabrice Delvaux, Kréativa. Jean-Claude Polet, profesor emérito, UCL. Anne Rondelet, pensionista. Riccardo Petrella, profesor emérito, UCL. Vincent De Cat, empresario. Paola Pizzuti, profesora de educación. Anne Molitor, ciudadana. Françoise Deville, ciudadana. Anne Sylvain, actriz. Aïka Mittler, escritora, traductora. Éric Brucher, escritor, profesor. Lisa Cogniaux, artista. Susann Heenen-Wolff, prof. dr. phil. Marie-Paule Kumps, actriz y escritora. Soumaya Hallak, soprano. Bernard Cogniaux, profesor. Olivier Bastin, arquitecto, presidente de la Federación de Asociaciones de Arquitectos de Bélgica. Sylvie Lausberg, escritora e historiadora. Éric De Staerck, director del Théâtre des Riches Claires. Victor Lefevre, actor y director. Éric D’Agostino, director, músico. Roda Fawaz, actor, autor. Karine Watelet,técnica,audiovisual, Brasil. MarcosP. Arruda, Moema Viezzer, escritor, feminista. Armando De Negri, médico, Organización Latinoamericana de la Salud. Marcelo Barros, teólogo, monje benedictino. Canadá-Québec. Martine Chatelain, educadora. Hélène Tremblay. Narradora de l’Humanité. Pierre Jasmin, pianista, secretario general de «Artistes pour la Paix». Jean-Yves Proulx, ciudadano comprometido. Chile. Luis Infanti De la Mora, obispo de Aysén. Nicolás Labajos, educador, Aysén. Comisión Justicia y Paz, Aysén de la Patagonia. Carlos Andrade Oporto, pastor evangélico, Coyhaique. Adriana Fernández, educadora. Egipto.  Hoda Houssein, escritora, activista medioambiental. Mamdouh Habashi, arquitecto, fundador del Movimiento KIfaya (Enough). Anwar Moghith, profesor y filósofo. Francia. Melissa Gingreau, la Boisselière, portavoz de «Mega-Bassines non merci». Philip Veniel, sociólogo. Laury Gingreau, la Boisselière. Jean-Pierre Wauquier, presidente, H²0 sans frontières. Alassane Ba, director, Centro Humanista Europeo de Profesiones Farmacéuticas.  Jean-Claude Oliva, director de la Coordinación EAU Île-de-France, presidente del ente público del agua Est Ensemble. Yovan Gilles, artista teatral, «Les périphériques vous parlent» y Universidad del Bien Común de París. Cristina Bertelli, «Les périphériques vous parlent» y Université du Bien Commun. Annie Flexer, documentalista, lingüista, UBC, Patrick Viveret, filósofo, fundador de «Les rencontres en Humanité». Corinne Ducrey, presidenta del Festival Chemin faisant, Jordania.  Abla Abou Elbeh, antiguo diputado. Irak. Hazem Mohamad Shoker, escritor. Ibrahim Doulaymi, periodista especializado en temas medioambientales. Italia. Roberto Savio, experto en comunicación de fama mundial, presidente de Other News.. Paola Libanti, Monasterio del Bien Común, Verona. Luca Cecchi, agente comercial, jubilado, activista del agua. Marinella Nasoni, antigua sindicalista. Sergio y Clara Castioni, libreros. Antonino Russo, funcionario.  Domenico Rizzuti, ex sindicalista investigador, Foro italo-tunecino.  Consiglia Salvio, profesora, militante del agua.  Francesco Comina, escritor, profesor. Roberto Musacchio, ex eurodiputado, Transform Italia. Roberto Morea, Comité Europeo de Transform Europe. Elena Mazzoni, activista política de izquierdas. Patrizia Sentinelli, ex Ministra de Cooperación Internacional, fundadora de Altramente. Guido Barbera, Presidente de CIPSI-ETS. Roberto Colombo, ex alcalde y ex presidente de una empresa pública de aguas en Lombardía. Maurizio Montalto, abogado, presidente del «Movimiento Azul». Loretta Moramarco, abogada, activista del agua. Michele Loporcaro, agricultor ecológico. Christian Troger, sindicalista. Anton Auer, ecologista, jubilado. Gina Abbate, Pax Christi. Mario Agostinelli, físico, presidente de «Laudato sii», Emilio Molinari y Oreste Magni, también miembros de «Laudato sii». Daniela Padoan, escritora y ensayista. Paolo Ferrero, ex Ministro de Trabajo, ensayista. Paolo Ferrari, concejal, activista por la paz. Paolo Rizzi, activista medioambiental, poeta y cantante. Carmelo Corso, profesor. Alfio Foti, presidente de L’Altra Storia, Pina Ancona, pensionista. Giuseppe Ungherese, responsable de Greenpeace, Florencia. Giovanni Battista Novello Paglianti, pensionista, Cristina Stevanoni, pensionista. Silvana Risi, ciudadana y miembro de CLC. Bruno Risi, ciudadano y miembro de la Asociación Murolo de Nápoles. Maria Bertone, jubilada, miembro CVX Italia, Virginia Maroni, Anna Righetti, Claudia Marcolungo, Federico Russo, Mariella Marchezan, Diego Todeschini. Líbano. Lilia Ghanem, antropóloga, redactora jefe de «The Ecologist» en árabe. Saad Mehio, periodista, presidente del Club de Diálogo Regional. Ezzedine Kassem, periodista y editor. Houssine Kobeissy, periodista y traductor. Joud Haidar, poeta y médico. Ahlam Baydoun, profesora y jurista. Libia. Abdallah Maatouk, columnista. Abdel KaderGhouka, ex embajador y escritor. Palestina. Anwar Abu Eisheh, ex ministro, escritor. Sahar Quasmeh, diputada.  Youssef Salman, presidente de una asociación. Portugal. Joao Caraça, ex director del departamento de Ciencia de la Fundación Calouste Gulbenkian. Túnez.   Manubia Bengthahem, conferenciante y activista feminista. Rafic Boujdariah, médico y activista. Samir Besançon, filósofo, médico y activista medioambiental. Samira Ghedish, profesora y activista comunitaria. Siria. Wagih Hamoud, ingeniero y activista.Primeros firmantes

Argentina. Aníbal Ignacio Faccendini, Centro Interdisciplinario del Agua, Universidad Nacional de Rosario UNR.  Daniel Elías, Profesor UNR. Flavio Faccendini, Diplomatura del Agua y el Ambiente de la UNR. Belgique. Pierre Galand, ex senador, presidente del Foro Norte-Sur.  Christine Pagnoulle, profesora emérita de la Universidad de Lieja. ATTAC Bruselas 2. ATTAC Liège. Catherine Schlitz, presidente de Présence et Action Culturelles d’Angleur. Kim Le Quang,  Rise for the Climate. Marlène Wiame,  Rise for the Climate. Pietro Pizzuti, actor y escritor. Bernard Tirtiaux, escultor y escritor. Maria Palatine, arpista, cantante. Alain Adriaens,l, militante de la sobriedad.  Fabrice Delvaux, Kréativa. Jean-Claude Polet, profesor emérito, UCL. Anne Rondelet, pensionista. Riccardo Petrella, profesor emérito, UCL. Vincent De Cat, empresario. Paola Pizzuti, profesora de educación. Anne Molitor, ciudadana. Françoise Deville, ciudadana. Anne Sylvain, actriz. Aïka Mittler, escritora, traductora. Éric Brucher, escritor, profesor. Lisa Cogniaux, artista. Susann Heenen-Wolff, prof. dr. phil. Marie-Paule Kumps, actriz y escritora. Soumaya Hallak, soprano. Bernard Cogniaux, profesor. Olivier Bastin, arquitecto, presidente de la Federación de Asociaciones de Arquitectos de Bélgica. Sylvie Lausberg, escritora e historiadora. Éric De Staerck, director del Théâtre des Riches Claires. Victor Lefevre, actor y director. Éric D’Agostino, director, músico. Roda Fawaz, actor, autor. Karine Watelet,técnica,audiovisual, Brasil. MarcosP. Arruda, Moema Viezzer, escritor, feminista. Armando De Negri, médico, Organización Latinoamericana de la Salud. Marcelo Barros, teólogo, monje benedictino. Canadá-Québec. Martine Chatelain, educadora. Hélène Tremblay. Narradora de l’Humanité. Pierre Jasmin, pianista, secretario general de «Artistes pour la Paix». Jean-Yves Proulx, ciudadano comprometido. Chile. Luis Infanti De la Mora, obispo de Aysén. Nicolás Labajos, educador, Aysén. Comisión Justicia y Paz, Aysén de la Patagonia. Carlos Andrade Oporto, pastor evangélico, Coyhaique. Adriana Fernández, educadora. Egipto.  Hoda Houssein, escritora, activista medioambiental. Mamdouh Habashi, arquitecto, fundador del Movimiento KIfaya (Enough). Anwar Moghith, profesor y filósofo. Francia. Melissa Gingreau, la Boisselière, portavoz de «Mega-Bassines non merci». Philip Veniel, sociólogo. Laury Gingreau, la Boisselière. Jean-Pierre Wauquier, presidente, H²0 sans frontières. Alassane Ba, director, Centro Humanista Europeo de Profesiones Farmacéuticas.  Jean-Claude Oliva, director de la Coordinación EAU Île-de-France, presidente del ente público del agua Est Ensemble. Yovan Gilles, artista teatral, «Les périphériques vous parlent» y Universidad del Bien Común de París. Cristina Bertelli, «Les périphériques vous parlent» y Université du Bien Commun. Annie Flexer, documentalista, lingüista, UBC, Patrick Viveret, filósofo, fundador de «Les rencontres en Humanité». Corinne Ducrey, presidenta del Festival Chemin faisant, Jordania.  Abla Abou Elbeh, antiguo diputado. Irak. Hazem Mohamad Shoker, escritor. Ibrahim Doulaymi, periodista especializado en temas medioambientales. Italia. Roberto Savio, experto en comunicación de fama mundial, presidente de Other News.. Paola Libanti, Monasterio del Bien Común, Verona. Luca Cecchi, agente comercial, jubilado, activista del agua. Marinella Nasoni, antigua sindicalista. Sergio y Clara Castioni, libreros. Antonino Russo, funcionario.  Domenico Rizzuti, ex sindicalista investigador, Foro italo-tunecino.  Consiglia Salvio, profesora, militante del agua.  Francesco Comina, escritor, profesor. Roberto Musacchio, ex eurodiputado, Transform Italia. Roberto Morea, Comité Europeo de Transform Europe. Elena Mazzoni, activista política de izquierdas. Patrizia Sentinelli, ex Ministra de Cooperación Internacional, fundadora de Altramente. Guido Barbera, Presidente de CIPSI-ETS. Roberto Colombo, ex alcalde y ex presidente de una empresa pública de aguas en Lombardía. Maurizio Montalto, abogado, presidente del «Movimiento Azul». Loretta Moramarco, abogada, activista del agua. Michele Loporcaro, agricultor ecológico. Christian Troger, sindicalista. Anton Auer, ecologista, jubilado. Gina Abbate, Pax Christi. Mario Agostinelli, físico, presidente de «Laudato sii», Emilio Molinari y Oreste Magni, también miembros de «Laudato sii». Daniela Padoan, escritora y ensayista. Paolo Ferrero, ex Ministro de Trabajo, ensayista. Paolo Ferrari, concejal, activista por la paz. Paolo Rizzi, activista medioambiental, poeta y cantante. Carmelo Corso, profesor. Alfio Foti, presidente de L’Altra Storia, Pina Ancona, pensionista. Giuseppe Ungherese, responsable de Greenpeace, Florencia. Giovanni Battista Novello Paglianti, pensionista, Cristina Stevanoni, pensionista. Silvana Risi, ciudadana y miembro de CLC. Bruno Risi, ciudadano y miembro de la Asociación Murolo de Nápoles. Maria Bertone, jubilada, miembro CVX Italia, Virginia Maroni, Anna Righetti, Claudia Marcolungo, Federico Russo, Mariella Marchezan, Diego Todeschini. Líbano. Lilia Ghanem, antropóloga, redactora jefe de «The Ecologist» en árabe. Saad Mehio, periodista, presidente del Club de Diálogo Regional. Ezzedine Kassem, periodista y editor. Houssine Kobeissy, periodista y traductor. Joud Haidar, poeta y médico. Ahlam Baydoun, profesora y jurista. Libia. Abdallah Maatouk, columnista. Abdel KaderGhouka, ex embajador y escritor. Palestina. Anwar Abu Eisheh, ex ministro, escritor. Sahar Quasmeh, diputada.  Youssef Salman, presidente de una asociación. Portugal. Joao Caraça, ex director del departamento de Ciencia de la Fundación Calouste Gulbenkian. Túnez.   Manubia Bengthahem, conferenciante y activista feminista. Rafic Boujdariah, médico y activista. Samir Besançon, filósofo, médico y activista medioambiental. Samira Ghedish, profesora y activista comunitaria. Siria. Wagih Hamoud, ingeniero y activista.

ÁGORA DE HABITANTES DE LA TIERRA
ÁGORA DE HABITANTES DE LA TIERRA

* Gracias a la colaboración de Francisco Morote, de Attac Canarias

https://agora-humanite.org/es/lettre-ouverte-au-secretaire-general-de-lonu-la-vie-de-la-planete-en-question-une-proposition/

https://www.other-news.info/noticias/carta-abierta-al-secretario-general-de-la-onu/

OTHER NEWS
mancheta oct 23 2