Buscar
05:45h. domingo, 05 de julio de 2020

El Partido Feminista exige al gobierno de España que condene el acoso a Venezuela

 

FRASE PARTIDO FEMINISTA VZLA

 

Comunicado del Partido Feminista sobre el intento de golpe en Venezuela 

 

El pasado 2 de mayo la policía y el ejército venezolanos frustraron un disparatado intento de golpe militar y secuestro del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro. El plan consistía en desembarcar un comando de mercenarios en la costa venezolana y llegar a Caracas para secuestrarle y conducirlo hasta EE. UU., donde cobrarían los 15 millones de dólares que el gobierno ofrece como recompensa.

La abundante documentación requisada por el ejército venezolano ha permitido comprobar que la operación había sido encargada por opositores venezolanos a una empresa norteamericana dirigida por un ex sargento de marines. Se ha publicado un contrato de nueve páginas firmado por Juan Guaidó, que se ha autoproclamado “presidente encargado” del país, sin más títulos ni legitimidad que su propia declaración. Hay documentos de identidad norteamericanos, vídeos con declaraciones del venezolano Juan José Rendón, responsable del Comité de Estrategia del opositor Juan Guaidó que admite que firmó un contrato y pagó 50 mil dólares anticipados a la contratista Silvercorp USA, que organizó y llevó a cabo el intento de invasión en la costa de Venezuela, que tenía como objetivo el secuestro del presidente Nicolás Maduro.

La información de la conspiración contra el gobierno de Maduro por parte de EEUU, con la complicidad de Colombia y la aceptación servil de los gobiernos europeos, se ha difundido en todos los medios de comunicación internacionales a través de la Agencia Europa Press y de los corresponsales de El País, El Mundo y ABC. Incluso aquellos medios que en su momento saludaron y dieron toda la cobertura posible a Juan Guaidó, ese “liberador” del pueblo venezolano que ahora se ha revelado como un vulgar golpista al que, además, le salen mal todos los intentos de derrocar a Maduro.

Lo que es inaceptable es que las formaciones de izquierda –que así se autodenominan- que forman parte del gobierno de coalición estén calladas y desaparecidas del protagonismo político internacional, incluido nuestro ínclito ministro de Asuntos Exteriores Josep Borrell que nos representa en la Unión Europea.  Es absolutamente impresentable que Pedro Sánchez, como Presidente del gobierno español no haya hecho declaración alguna sobre este episodio de Venezuela, realmente grotesco, pero enormemente indicativo de la guerra que le han declarado al país caribeño las potencias imperialistas, y que no se retracte de haber apoyado a ese ridículo “presidente encargado”  autoproclamado de Juan Guaidó, en lugar de al Presidente legítimamente elegido. 

Y lo ya inadmisible es que ante un conflicto de la dimensión internacional que significa el acoso de EEUU a Venezuela, de todas las organizaciones que se agrupan en la coalición de Unidas Podemos además de Podemos, Izquierda Unida, Las Mareas, En Común, y la pléyade de partiditos y formaciones que forman el coro, que se sitúan en la única izquierda parlamentaria, únicamente dos parlamentarios europeos de IU, con otros cuatro irlandeses, hayan enviado una carta a Borrell en términos suplicantes para que intervenga como mediador en Venezuela, sin exigir que nuestro gobierno condene expresamente el intento de invasión y reconozca a Nicolás Maduro como el legítimo presidente de Venezuela.  Las demás formaciones políticas que forman la coalición de UP están calladas como si el tema no les concerniera, convirtiéndose así en los aduladores y encubridores de la política imperialista del PSOE al servicio de EEUU. Porque es evidente que el único objetivo de esa coalición espúrea de Unidas Podemos es el de mantenerse en el gobierno, a pesar de la nefasta gestión que está haciendo el PSOE de la crisis sanitaria y económica y de no defender una política internacional honrada e independiente.     

En consecuencia, el Partido Feminista

EXIGE:

Al gobierno español y a los partidos que lo forman que  se pronuncien contra el permanente acoso de Estados Unidos, coreado por la Unión Europea, que sufre Venezuela y, en especial, sobre algo tan grave como el reciente intento de invasión financiado por EE.UU, y en consecuencia retire su apoyo al suplantador “presidente encargado” Juan Guaidó, reconozca como único presidente legítimamente elegido por el pueblo venezolano a Nicolás Maduro, así como a su gobierno, y exija que la Unión Europea se pronuncie en el mismo sentido. 

Únicamente así, España recuperará su dignidad y credibilidad y con ello restauraremos el honor del pueblo español, tan malherido con la rendida gestión que su gobierno está haciendo al servicio de los intereses de Estados Unidos.  

Madrid, 22 de mayo 2020.   

Comisión Política del Partido Feminista de España          

partido feminista de españa

 

 

MANCHETA 21