Buscar
12:20h. Lunes, 26 de Junio de 2017

De verdades y tramas - por Amado Carballo

 

AMADO CARBALLOHace varios meses que se viene atacando con fiereza a Podemos en El Hierro, y  sobre todo a un servidor, por las críticas realizadas a las políticas de contratación  pública del Cabildo Insular de El Hierro: por su opacidad o falta de transparencia; por  su uso totalmente partidista y al servicio de los intereses de unos pocos; por su abuso de los contratos menores, troceándolos para que no se note, y de los “negociados sin publicidad”.

De verdades y tramas - por Amado Carballo, consejero de Podemos en el Cabildo Insular de El Hierro *

 

Hace varios meses que se viene atacando con fiereza a Podemos en El Hierro, y  sobre todo a un servidor, por las críticas realizadas a las políticas de contratación  pública del Cabildo Insular de El Hierro: por su opacidad o falta de transparencia; por  su uso totalmente partidista y al servicio de los intereses de unos pocos; por su abuso de los contratos menores, troceándolos para que no se note, y de los “negociados sin publicidad”.

No hace falta recordar que ya nos encontramos en campaña pre-electoral. Los millones están llegando; y muchos más vendrán en los próximos dos años. Chorros de dinero, como han venido antes, que acabarán mayoritariamente en las cuentas bancarias de los de siempre. Todo el mundo lo intuye. Todos son conscientes. Todos lo saben. La desigualdad y la precariedad seguirán creciendo.

Es legítima la crítica y el ataque de aquellos que se sienten aludidos. Para  eso estamos aquí. Lo que personalmente lamento es que se use la “condición de herreño” para defender que se haga un uso partidista de las instituciones, que se potencie la red clientelar creada durante tantos años en la isla de El Hierro; que se mantenga el desarrollo de la TRAMA INSULAR.

Siempre me alegra que nuestros vecinos y vecinas inicien proyectos empresariales ilusionantes que permitan dar empleos estables y dignos a los ciudadanos y ciudadanas desempleados. Como también me alegra que las administraciones públicas inviertan en el Estado del Bienestar y en los servicios públicos, asegurando la igualdad de oportunidades, la cobertura de los derechos básicos, la erradicación de la pobreza y la reducción de la desigualdad.

Pero permítanme ser crítico, aunque me acusen de “maduro” o “inmaduro”, cuando algo es tan descarado; tan descarado como para parecer una burla a la ciudadanía; una burla cruel incluso.

Permítanme también ser crítico cuando una empresa creada hace escasos meses, sin empleados hasta el mes pasado, una noche aparece ejecutando un contrato de “señalización viaria” a la salida de Valverde adjudicado a dedo por los de la trama insular a miembros antiguos o renovados de la misma: a SU RED.

Mi respeto, ánimo y fuerza para todo el empresariado de la isla que día a día abre la puerta de su bar, de su restaurante, de su tienda o comercio, de su estanco, de su panadería, de su ferretería, de su industria...; para los ganaderos que día tras día acuden a guardar, a ordeñar, a buscar comida para sus animales; para los que acuden a cavar la tierra, a sembrar o cosechar; para los que día a día gestionan su empresa, dinamizan y diversifican la economía insular y canaria, para los que dan empleo digno a muchas personas y familias que lo necesitan.

Mi respeto, ánimo y fuerza para quienes intentan sobrevivir en esta isla sabiendo que muchas cartas están marcadas; que muchos les llevan ventaja por tener determinadas influencias.

Ya sabemos que por decir la verdad y ser valientes se nos atacará con todo. Nunca nadie dijo que fuera fácil. Menos aún en una isla tan influenciada por los intereses de unos pocos, por la trama insular tejida durante tantos años; por el voto cautivo.

* En La casa de mi tía por gentileza de Amado Carballo

AMADO CARBALLO