Buscar
sábado, 03 de diciembre de 2022 17:43h.

No es una Navidad feliz, Elisa Beni en EL DIARIO "Si hay motivos de alegría, de tristeza hay muchos más", comenta Chema Tante

 

FRASE BENI TANTE

Elisa Beni en EL DIARIO tiene que recordarle a la gente lo mismo que cantaba Alí Primera "Si hay motivos de alegría, de tristeza hay muchos más" Y yo, Chema Tante, me sumo a la reflexión

"Si hay motivos de alegría, de tristeza hay muchos más", comenta Chema Tante

CHEMA TANTEYo parafraseo al querido, nunca olvidado Alí Primera, y dedico esta reflexión a las masas alegres y confiadas, que se engañan a sí mismas, pensando que ahí más allá está la vacuna y se recuperarán los viejos tiempos. Si queda alguien para contarlo, la Historia se referirá a estos tiempos como los de la ilusión turulata, la de la gente que se cree que con la vacuna, el triunfo de Biden y las fechorías del Bribón, se han acabado la pandemia, el trumpismo y la corrupción del régimen monárquico. Que ya no hay más nada que hacer, que esperar, que felicitarse y que felicitar.

En especial, le dedico la reflexión a esa gente ilusionada encandilada, que cree  que todos los días son 14 de abril, menos el 24 de diciembre, que es Navidad. Desde luego, en las camas de las UCI, en los tanatorios y en el frío de desamparo, no se piensa así. No se siente tanta ilusión. No se siente ninguna.

 

----------------------------------

Somos de costumbres. Repetimos "feliz Navidad" como si nos saliera la fórmula tal y como las gramolas colocaban los discos al sentir la moneda. La felicidad, nuestra felicidad, no es la medida de todas las cosas. Nuestra pretendida felicidad no va a detener al virus ni impedirá que mute ni remontará la economía. No, aunque finjamos felicidad eso no cambiará las cosas. 

Miles de sanitarios velarán esta noche a nuestros enfermos. Miles de ellos temerán por sus vidas y cientos harán el gesto de cerrarles por última vez los ojos a aquellos que no verán más a sus familiares ni conocerán la esperanza de la recuperación. Gritar alegremente "feliz Navidad" no obrará como un conjuro, no cambiará nada, no nos devolverá la normalidad. 

Es muy curioso ese afán de fingimiento que conserva el ser humano. Faire semblant. "Hacer como que". Hagamos como que tenemos mucho que celebrar, como si fuera un año como cualquier otro, como si fuera indispensable jugar a la ruleta rusa para demostrarse el amor. Hagamos como si las cosas importantes fueran las velas y los turrones y las cenas multitudinarias. Hagamos como si fuéramos dioses y nada pudiera interponerse entre nosotros y nuestros deseos de felicidad. 

No es una Navidad feliz. No puede serlo. 

 

https://www.eldiario.es/opinion/zona-critica/no-navidad-feliz_129_6599395.html

ELISA BENI RESEÑA

el diario

 

MANCHETA 21