Buscar
23:39h. lunes, 24 de enero de 2022

Sí se puede considera que la Ley de Armonización es una herramienta para el pelotazo y un riesgo para el desarrollo sostenible

Roberto Rodríguez Guerra, portavoz de Sí se puede para Canarias, ha hablado sobre los efectos de la Ley de Armonización y Simplificación en materia de Protección del Territorio y de los Recursos Naturales, que se acaba de abordar en el Parlamento canario.

Sí se puede considera que la Ley de Armonización es una herramienta para el pelotazo y un riesgo para el desarrollo sostenible

Aseguran que van a trabajar para presentar alegaciones a esta norma y tratar de que su contenido se ajuste a la legalidad

Roberto Rodríguez Guerra, portavoz de Sí se puede para Canarias, ha hablado sobre los efectos de la Ley de Armonización y Simplificación en materia de Protección del Territorio y de los Recursos Naturales, que se acaba de abordar en el Parlamento canario.

La formación ecosocialista critica una normativa que consideran que va a generar un mayor descontrol del crecimiento urbanístico y que está pensada “para facilitar el pelotazo, simplificando los trámites urbanísticos”. Rodríguez Guerra afirma que la norma otorga más responsabilidad a los equipos redactores y contratistas privados, lo que representa una forma de privatizar unos procesos que repercuten directamente en los municipios y su futuro.

Creen que la Ley de Armonización permitirá saltarse el planeamiento general y obviar la voluntad de la ciudadanía, “lo que explica la actitud mantenida por los responsables políticos locales con una norma que les libera las manos para hacer y deshacer a su antojo”.

El portavoz para Canarias de Sí se puede explica que aunque la nueva normativa pretende supuestamente "eliminar rigideces innecesarias y clarificar las competencias que corresponden a los tres niveles administrativos", en su opinión solo busca saltarse las normas superiores de protección del suelo agrícola y natural, “sentando un peligroso precedente que ya ha sido criticado por organizaciones ecologistas y otros colectivos sociales”.

Desde Sí se puede aseguran que van a trabajar para presentar alegaciones a esta norma y tratar de que su contenido se ajuste a la legalidad, para que no sea una herramienta más para el deterioro del territorio.

http://www.alternativasisepuede.org/