Buscar
19:59h. jueves, 27 de enero de 2022

Crisis de refugiados: tras el acuerdo, es hora de apostar por una política común de asilo

Bruselas, 23/09/2015: El Grupo de los Verdes Europeos en el Parlamento Europeo y EQUO celebramos que la mayoría de los gobiernos de la UE hayan alcanzado un acuerdo en el reparto de refugiados. Sin embargo, lo importante ahora es definir la forma en que este plan se llevará a cabo. En el reparto de estas 120.000 personas es esencial valorar sus necesidades más urgentes, así como atender a sus vínculos culturales y sociales con objeto de facilitar su integración.

Crisis de refugiados: tras el acuerdo, es hora de apostar por una política común de asilo

Bruselas, 23/09/2015: El Grupo de los Verdes Europeos en el Parlamento Europeo y EQUO celebramos que la mayoría de los gobiernos de la UE hayan alcanzado un acuerdo en el reparto de refugiados. Sin embargo, lo importante ahora es definir la forma en que este plan se llevará a cabo. En el reparto de estas 120.000 personas es esencial valorar sus necesidades más urgentes, así como atender a sus vínculos culturales y sociales con objeto de facilitar su integración.

Para Florent Marcellesi, portavoz de EQUO en el Parlamento Europeo,"resulta lamentable por otra parte, que una minoría de Estados miembros todavía se niegue a unirse a la solidaridad europea frente a la crisis humanitaria de los refugiados”.

Los líderes de la UE deben ahora tomar el bastón de mando y adoptar finalmente una reforma del actual sistema de asilo que hemos visto claramente que no funciona. Deben establecer un sistema de entrada legal a los refugiados y promover un programa de búsqueda y rescate con recursos adecuados. “La reubicación aprobada es un programa de emergencia, un remedio, en el que no existen cuotas obligatorias sino su aceptación voluntaria por parte de los Estados. Sigue siendo necesaria una política común de asilo,” dice Marcellesi.

Por otra parte, los verdes europeos hemos pedido que la Comisión Europea investigue si Hungría incumple las leyes europeas de asilo. Creemos que la reciente aprobación de la ley de asilo, que permite a la policía y las fuerzas armadas hacer uso de la violencia contra la llegada de refugiados, violaría la ley europea y la ley internacional. “Las instituciones europeas deben garantizar que los estados miembros cumplan con los valores comunes de la unión. Ni la Comisión ni los gobiernos europeos pueden hacer caso omiso a cualquier sospecha de violación de nuestras normas y valores comunes,” apunta Marcellesi.