Buscar
22:26h. lunes, 01 de marzo de 2021

Al concepto “Exilio” le han sacado petróleo hasta decir basta

El españolismo entero contra Iglesias. "El exilio" de Puigdemont - por Maribel Santana

 

FRASE MARIBEL SANTANA

El españolismo entero contra Iglesias. "El exilio" de Puigdemont - por Maribel Santana León, activista, historiadora *

Desde luego, la comparación que hizo el líder de Podemos Pablo iglesias en el programa de La Sexta (Salvados), y luego reafirmado en las televisiones del poder y hasta las del progrerío, con todos sus voceros santones, plañideros y nacional-españoles,  ha suscitado  una polémica de aquí te espero.

Al concepto “Exilio” le han sacado petróleo hasta decir basta y en un descuido hasta cotiza en bolsa.

Este concepto que, entre los represaliados republicanos exiliados por la represión y los asesinatos del dictador Franco y  con  la comparación  de Puigdemont,  ha hecho que se levanten  los viejos y nuevos fascismos por un lado y por otro la izquierda ausente y perdida, que presumiendo de ser leninista, brillan por su ausencia. Les recomiendo que vuelvan (o si no conocen, a leerlo) a releer  el ensayo de Lenin el “Derecho  de las naciones a la autodeterminación”, por cierto tan polémico por la bronca que mantuvo Lenin con Rosa Luxemburgo por lo mismo. 

Y lo aclaró el vicepresidente del gobierno, Pablo  Iglesias, que fue una “consideración moral”, entre los que huyen por ideologías y los que lo hacen por ladrones, corrupciones y abuso de poder como el Rey Emérito borbonado, colocado por la jeta como Rey de las Españas por parte de la divinidad y gracia del el dictador cruento.

Realmente todas las personas que huyen por ideología política, son exiliadas, sean de derechas o de izquierdas, en líneas generales. ¿Cómo se les debe llamar, entonces?. Aun así las izquierdas y derechas (hay que ver como coinciden…por la boca muere el pez) siguen flameando las banderas de la dignidad, por la sencilla razón de que el problema no son los republicanos  huidos, ni en especial  Puigdemont, sino  el problema del reconocimiento de la nación Catalana, como cualquier otra dentro de la opresión del régimen español, mas sus colonias.

“La izquierda”, Esos españolistas que creen que su nación España es la única reconocida y no hay otras posibles; esa misma izquierda ha aplaudido las cárceles que les tocó, apoyando la actitud del régimen  español para con los catalanes (unos mas solapados, y otros  que no se  han podido aguantar la alegría) contra  los políticos catalanes elegidos libremente por todo un pueblo, porque no piensan igual que ellos, y luego les extraña el fascismo de la derecha, cuando son iguales en esencia aunque pretendan ser  distintas en la forma. 

La derecha, que hasta la saciedad y la ceguera criminal, no reconocen a los exiliados del franquismo que votó a la República  en las urnas y ganaron, que les llaman terroristas, que no acatan la Ley de Memoria Histórica, también estaban alarmados. Los arrimados naranjas, por la bocaza de la víbora que tienen por líder (Inés Arrimadas), lamentándose de “los exiliados que se fueron por la libertad” (se le olvidó que no era por la libertad de mercado sino de clase), comparándolos con el líder independentista. 

Vox, también se le fue el baifo, colándose por la ventana lo que hasta ahora ha arrojado por la puerta, cacareando sobre las comparaciones, como si fueran esquizofrénicos.

En fin, unos por aquello y los otros por lo otro coinciden por lo mismo, la defensa ciega  de la nación (estado) España y no hay otra posible porque así es la religión de los no religiosos como la izquierda ausente y la otra religión de los de derechas con su Dios  y sus santos opresores.  

El concepto “exilio” , sin embargo, es manejado por los interesados, dándole una patada a la real academia de la Lengua, para almibararla según sus necesidades.

Veamos como los terroristas bien colocados en los  EEUU como Posada Carriles, que derribó un avión con 73 pasajeros cubanos, que venían de Barbados  a Jamaica en 1976 y es acogido como  “exiliado”.

Igualmente por recordar lo más cercano, el guarimbero Juan Guaidó, con los muertos que causó en los terrorismos (guarimbas) que desarrolló en su país Venezuela porque no reconocía al  gobierno bolivariano, votado por el pueblo, apoyado por los EEUU con un “gobierno casi en el exilio” y el no menos terrorista Leopoldo López, acogido en España.  Para no cansar y estar nombrando una cadena de “exiliados” que son auténticos terroristas, pero que no se ve y no se dice porque el interés de clase e ideológico  no lo  permite.

Que sepamos todas: las personas independentistas catalanas no han hecho ninguna clase de  terrorismo, ni por asomo. Solo votaron, hasta con una intención más bien simbólica, pues esos procesos son más complejos, lo hicieron como forma de echarle un pulso al centralismo español, fascistones enajenados. Y miren como éstos  no se cortaron en sacar a las calles de la nación Catalana a los perros del sistema para machacar a palos por atreverse a depositar pacíficamente un papel en una urna. Así se comportan los fascistas disfrazados de izquierdas para engañar.  

Más tarde le aplaudieron al Rey de la España cañí, que haya salido en la tele a echar más mierda y más represión sobre los y las independentistas. Y la izquierda, ausente, calladita y conforme.

Desde luego Puigdemont, puede ser un político más aceptable ,o menos; más, líder carismático o no; más  de centro que de izquierda, o incluso más pequeño burgués que otros independentistas, pero tiene derecho a su reivindicaciòn a favor de la libertad de su nación. Son  las masas populares y trabajadoras las que tienen que elevar a una republica socialista a Cataluña. Las burguesías nacionales forman parte también del proyecto de independencia de su nación. Una cosa es una cosa, y otra es otra. ¿O no contamos con la burguesía canaria para un proyecto de independencia de nuestra colonia?

No señor. El problema no es por los represaliados republicanos, y su comparación con el término “exiliado” con respecto a Puigdemont, el problema es el derecho a la autodeterminación de los pueblos que no reconocen.  VIVA CATALUÑA LIBRE, PERO SOCIALISTA.

Rememoremos a Bertolt Brecht

"El que no conoce la verdad es simplemente un ignorante. Pero el que la conoce y la llama mentira, ¡ese es un criminal!…“
 

* La casa de mi tía agradece la gentileza de Maribel Santana


MARIBEL SANTANA 2

 

 

 

MANCHETA 9