Buscar
06:48h. Sábado, 14 de diciembre de 2019

Puertas universitarias que se cierran para el hijo del obrero - por Samuel García Arencibia


Los razonamientos de Samuel García Arencibia en su UTÓPICO TERMINANDO EL PRÓLOGO, que llevan a la conclusión evidente: Lo que quiere el poder de los ricos es que la educación (y la dirección del mundo) sea para los ricos.

Diré que Samuel aporta un importante detalle, que pasa desapercibida. La evolución de los acontecimientos habia hecho desaparecer el entramado educativo popular, de sindicatos y partidos, que produjo esa proliferación de militantes con una formación cultural y política aceptable. El deterioro de los sistemas públicos que generan las medidas de austeridad mal entendida y ahora ese colofón malvado del endurecimiento de los requisitos de concesión de becas hace patente que la intención es reservar la formación y el conocimiento para el que pueda pagar.

Ya lop he dicho alguna vez: se va a terminar con esa extravagancia de que haya juristas, economistas, médicos, ¡hasta curas! de izquierda. De esta manera, volveremos al orden natural de las cosas, lo que Dios Nuestro Señor manda: que la dirección de la sociedad quede en manos de los elegidos por la fortuna, por la gracia de Dios...

http://sagara1977.wordpress.com/2012/05/05/puertas-universitarias-que-se-cierran-para-el-hijo-del-obrero/