Buscar
06:25h. Jueves, 23 de enero de 2020
espana
Política

El represor argentino Adolfo Scilingo, el de los vuelos de la muerte camina libre por España, PÁGINA 12, PERFIL,

 

FRASE SCILINGO

PÁGINA 12 y PERFIL reprOducen desde Argentina la información de VOZ PÓPULI. La opinión democrática argentina se ha irritado, con razón ,ante esta noticia de la benevolencia carcelaria del estado español, con un tipo que le llaman "represor" pero que yo, Chema Tante, no dudo en denominarle "asesino colectivo a sangre fría". Hiela la sangre recordar aquella historia. Unos descerebrados que, noche tras noche, cargaban un avión con personas, las drogaban, las desnudacan y las arrojaban sobra alta mar. Hace falta no tener alma. Yo no creo en las cadenas perpetuas; pero que un fulano así le ahorren años de los que le tocaban, siendo quien es, dice mucho del sistema penitenciario de este reino de Felipe el último. Por mucho que haya terciado la pastoral penitenciaria, que esa es otra.

Política

De cómo Venezuela puede sacar a España de su atolladero - MISIÓN VERDAD

 

FRASE MISION VERDAD

Con independencia de que se comulguen o no con los criterios que expone, cosa que pertenece a las opiniones y querencias de cada quién, nadie que sea sensato puede negar que lo que escribe esta gente de MISIÓN VERDAD demuestra un cabal conocimiento de la realidad política imperante en este reino de Felipe el último. Todo lo contrario de lo que ocurre en el estado español, dónde la venal intoxicación informativa, cargada de mentiras y malas intenciones  hace que la Venezuela de hoy sea la gran desconocida. MISIÓN VERDAD es un grupo de periodistas e investigadores y, en este brillante texto que señala el economista Carlos García, exhorta al Gobierno Progresista a recuperar la autonomía en sus decisiones. Yo, Chema Tante, diré que los consejos "misionverdaderos" le indican, sin mencionarlo expresamente, al gobierno PSOE UP que siga el ejemplo de la gallardía venezolana en su política exterior. No hace falta ser chavista ni madurista para reconocer que, con todos sus errores, el gobierno venezolano, apoyado en la fuerza que le da su pueblo, está saliendo adelante sin plegarse a los designios que le vienen de fuera. Y, con esta sobresaliente gente, exhortaré al Gobierno Progresista -y estoy seguro de que la sabiduría de Arantxa González lo asumirá- a enmendar el bobo error que le llevó a reconocer a un tipo que por no ser, ahora no es ni presidente de la Asamblea Nacional, subterfugio en el que se parapetó para su absurda autoproclamación presidencial. Desconocer a Guaidó será reconocer la realidad de los hechos y empezar a demostrar que el gobierno del PSOE UP  toma sus decisiones por sí mismo. Tremenda novedad, después de tantos años de sometimientos.