Buscar
martes, 27 de septiembre de 2022 00:01h.

Carta a Albares defender a los presos políticos saharauis es imperativo y urgente

 

PRESOS POLÍTICOS SAHARAUIS

Tras el descanso de agosto, hemos vuelto ante el Ministerio de Exteriores a mantener nuestra reivindicación por los presos políticos saharauis cuya situación crítica es insostenible. El Gobierno español debe interesarse por ellos.

Todos los lunes, de 13 a 14 h. en la Plaza de la Provincia, Madrid

Excmo. Sr. ministro de Asuntos Exteriores,

Unión Europea y Cooperación

Plaza de la Provincia

28012 - Madrid

Madrid, 5 de septiembre de 2022

Asunto: defender a los presos políticos saharauis es imperativo y urgente

Excmo. Sr. ministro,

Desde que se incorporó Vd. a su cargo de ministro, llevamos pidiéndole que se preocupe por los presos políticos saharauis. Es de justicia. 

La situación crítica que viven estos presos no permite más dilación. Es imperativo que se interese por ellos como se interesa por los derechos humanos en otras partes del mundo. Pero que lo haga ya.  En consonancia con los principios que proclama el Gobierno de España, es preciso que denuncie la brutal violación de los derechos humanos que sufren los presos políticos saharauis.

“España es un país profundamente comprometido con los Derechos Humanos, cuya protección y promoción constituye un eje prioritario de nuestra política exterior” dice el Gobierno, dice su departamento. Algo tendrá entonces España que decir sobre un pueblo de cuyo territorio es potencia administradora de derecho. Y la realidad es que el trato que Marruecos impone a los presos saharauis es el encarcelamiento arbitrario, la tortura, el aislamiento, la falta de alimentación, el alejamiento de su territorio, la negligencia médica, las trabas para la comunicación familiar, la imposibilidad de acceso a su abogado, el maltrato y la humillación, como han denunciado reiteradamente las principales organizaciones de derechos humanos del mundo.

En este contexto, España propugna la anexión del Sahara Occidental por Marruecos, en contra del derecho internacional, de la justicia europea y de las resoluciones de la ONU. Esto supondría, además, entregar al pueblo saharaui, y por lo tanto a los presos políticos, a sus torturadores.

Cristina Martínez Benítez de Lugo

Movimiento por los Presos Políticos Saharauis

Apartado de Correos 7229 – 28080 Madrid

[email protected]

 

 

MANCHETA AGOSTO 22