Buscar
martes, 29 de noviembre de 2022 00:00h.

A Paulino, conservador de los océanos - por Toño Linares y Chema Tante

Dice Paulino: “El puerto de Granadilla es imprescindible, pero los sondeos de Repsol amenazan toda nuestra economía” Y yo, Chema Tante, afirmo que el zarandajo de Paulino intenta otra vez aprovecharse de una más que justa aspiración popular canaria -defender la limpieza de sus mares y asegurar una actividad económica esencial- para sus propios intereses políticos. Y Toño Linares dice, con más razón que San Hermano Pedro, que Paulino el Converso (de destructor del territorio a conservador de los océanos), ve que la mamandurria del petróleo es de la “competencia” con la que se alió para llegar al poder..

Dice Toño Linares en FACEBOOK:

El puerto de Granadilla es imprescindible para mantener la mamandurria. El petróleo para mantener la otra mamandurria. Paulino el Converso (de destructor del territorio a conservador de los océanos), ve que la mamandurria del petróleo es de la “competencia” con la que se alió para llegar al poder……..

Oye Paulino, ¿No nos llamabas los del NO A TODO, cuando nos oponemos al Gilimuelle de Granadilla?..... ¿Eres tú uno de los del NO A TODO por oponerte al Petróleo?....., escucha Paulino: NI PETRÓLEO, NI GILIMUELLE EN GRANADILLA, NI GAS, NI CENTRALES TÉRMICAS……, así que ten un fisco de vergüenza y “mandate a mudar”…….

Y yo, Chema Tante, abundo en lo dicho por Toño Linares y proclamo que el Puerto de Granadilla solamente es imprescindible para los intereses de la oligarquía conchabada con el gaznápiro de Paulino. Sí. He escrito gaznápiro. Es calificativo que cuadra perfectamente con Paulino. Ruego a sus asesores que le presten un diccionario y le enseñen a utilizarlo, para que sepa con exactitud lo que pienso que es este presidente perdedor de elecciones.

El Puerto de Granadilla se está construyendo porque era un compromiso de las empresas con careta de partidos, Pp, PsoE y, sobre todo, Cc, con las bandas con forma de empresas que han financiado sus campañas electorales. Se ha demostrado, de todas las maneras posibles, que son muchas, con todos los argumentos consistentes, que no tienen fin, que el Pûerto de Granadilla no puede operar con contenedores ni puede soportar un tráfico constante, porque los vientos impiden la carga y descarga, muchos días al año y no permiten algo tan elemental para un puerto comercial convencional como es el fondeo.

Sin embargo, el Puerto de Granadilla había que construirlo, porque a las bandas con forma de empresas había que callarles la boca, no fuera que empezaran a saberse cosas inconvenientes. Entonces, el zorruno Paulino y la insalla indeseable que le secunda, encontraron la solución, porque el azar favorece a los bergantes. La solución es una actividad que precisa de un tráfico de pocos buques al año, sin  las urgencias de los buques convencionales. Una descarga que no sufre con los vientos, Una instalación que mantuviera las ansias de revalorización de los terrenos circundantes... el gas.

El gas, la solución, para la patulea estalladora de los recursos de Canarias. Pero el gas, el desastre para Canarias, un combustible fósil, contaminante, caro, peligroso y de complicado abastecimiento. El gas, que genera la imposibilidad de implantar las renovables.

No importaba sepultar en Granadilla cientos de millones de dinero público, mangoneados de los presupuestos (no ha llegado un euro de los tantas veces anunciado que llegarían de Europa); no importaba que la Autoridad Portuaria se haya endeudado de manera ilegal; no importaba que se desvelen todas las mentiras sobre la necesidad de un hub portuario en Granadilla, sobre las supuestas maravillas del imposible tráfico de contenedores, sobre la necesidad de otro puerto para dar salida a las inexistentes exportaciones...; no importaba que se haya jugado con las esperanzas de las gentes granadilleras de conseguir un trabajo; no importaba que, en el viaje de descalificación del puerto de Santa Cruz de Tenerife para justificar el de Granadilla, el pueblo tinerfeño -y el canario todo- hayan perdido un puerto de primera categoría, reducido ahora al triste papel del cabotaje; no importaba que, para satisfacer la codicia de unos malhechores con disfraz de empresarios se haya agredido irremisiblemente el entorno, el territorio, el ambiente, las flora y fauna marinas y las zonas turísticas del Sur de Tenerife; no importa ahora que se esfumen todas las posibilidades de implantar renovables, porque el gas, incapaz de competir con ellas, gozará de todo el apoyo político para sostenerlo comercialmente.

Por eso, grito con todas mis fuerzas que el Puerto de Granadilla, lejos de ser conveniente para la economía, supone un perjuicio tan considerable como la actividad petrolera.

Por eso afirmo que el inicuo Paulino, ahora enralado en su nuevo ropaje de conservacionista, miente. Jamás este velillo ha sabido lo que significa proteger el territorio, porque siempre le ha parecido una extravagancia dejar de pervertir las islas para que los de arriba amasen [más] dinero.

Por eso declaro que este sábado 7 de junio saldré a defender a nuestras islas de la agresión perpetrada por las huestes sorianorepsoleras; pero eso jamás y nunca supondrá alienarme con un sujeto como Paulino, a quien acuso de estar -con Soria- entre los mayores perjudicadores de los intereses de Canarias.

 

http://www.diariodeavisos.com/2014/06/rivero-el-puerto-granadilla-es-imprescindible-pero-sondeos-repsol-amenazan-toda-nuestra-economia/

 

 

https://www.facebook.com/tono.linares?fref=nf